fbnoscript
3 de diciembre de 2019

La Multicolor se ratificó en la dirección de Ademys

Por Corresponsal
Tribuna Docente Capital

Por tercer mandato consecutivo la Multicolor se ratificó al frente del sindicato docente de capital federal. Un apoyo de la docencia, con un 88 % de los votos positivos, que plantea nuevos desafíos políticos en la etapa que se viene.

Lo que se viene

Ademys de la mano de la Multicolor ha sido desde el año 2013 un sindicato que se ha logrado instalar en el gremio, y más allá de él promoviendo acciones con otros sindicatos combativos como integrante del Plenario del Sindicalismo Combativo, a partir de defender con sus acciones y su método de asambleas abiertas y unificadas un programa. Un sindicato que a partir de la independencia política de los gobiernos y las burocracias sindicales levanta un programa de defensa irrestricta de la educación pública y sus trabajadores que es reconocido en las escuelas de la ciudad.

La tarea que tiene por delante, tal como se adelantó en la propia campaña electoral, será reimpulsar la lucha por el salario, la defensa del estatuto que nuevamente está amenazado por el gobierno de Larreta, la educación y contra el ajuste en curso que el nuevo gobierno nacional de la mano del FMI intentará seguir descargando sobre los trabajadores.

El pretendido pacto social, que implicaría un acuerdo contra los trabajadores, también será un punto clave para debatir en las escuelas. Se vuelve central la cuestión de cómo enfrentar la extorsión del gobierno y las burocracias sindicales colaboracionistas, que para hacer pasar una nueva rebaja salarial, reforma laboral, colocan la responsabilidad de la crisis económica y social en los “esfuerzos” que debemos realizar las/os trabajadores y no en quienes la generaron.

Una dirección a prueba

Los resultados electorales arrojan algunos datos que pueden analizarse a la luz de todos estos desafíos.

El primero es que respecto a la elección de 2016, en la cual votaron 1109 afiliados, en esta oportunidad lo hicieron 784 –de los cuales la Multicolor obtuvo 681-. Esto representa un casi 30%  de los habilitados del padrón a votar respecto al 50% del período anterior. Debe tenerse en cuenta que además creció la afiliación. La merma puede obedecer a la falta de competencia entre listas y el resultado casi “cantado” de la multi. También debe considerarse la huida de los ex - violetas michelistas (conducción antes del 2013 junto a Lista de Maestrxs) devenidos nuevamente en kirchneristas que directamente no votaron. Esto significó que directamente abandonaran sus cargos en el consejo directivo, la misma actitud que había tomado Patria Grande en la etapa anterior y luego la Simón Rodríguez. De todos modos, esta votación es un dato a tener en cuenta para reconvocar a los afiliados históricos y a los nuevos, que por cierto son una parte importante de la nueva generación que se ha sumado en los últimos años debido a la política de la directiva y las luchas que ha protagonizado.

El segundo es el 12% de una lista opositora, actual integrante del CD por la Multicolor – llamada Docentes en Clases-,  que sin delimitación política y programática de la Multicolor se lanzó a una campaña divisionista y que si bien no logró obtener mayor representación de lo que actualmente detenta supone una ruptura que no se explica si no es por motivos de intereses políticos personales sin perspectiva cierta. Por lo que debemos convocar a fortalecer el sindicato sobre la base de un debate político abierto y democrático para golpear unificadamente al estado y sus agentes dentro del movimiento obrero.

Desde Tribuna Docente, fuimos señalando las divergencias políticas que existen en la conducción multicolor que se expresaron en el armado de la lista. Respecto a la caracterización política de la etapa y las tareas del sindicato, como fijar posición y preparar la etapa de lucha por el salario y el pacto social que debe estar precedida de una gran deliberación en el gremio. La lucha contra la burocracia sindical, recuperando los sindicatos y entidades de base de Ctera, para que no sea una lucha testimonial, ni de aparatos. La situación internacional cruzada por rebeliones populares y golpe reaccionario en Bolivia que debe ser un llamado a la acción y no simplemente un repudio, entre otros puntos.

Apostamos a defender el método del frente único, sobre la base de un programa claro tal como lo dejamos expuestos frente a los actos rupturistas, a unificar a la docencia de toda capital indistintamente de su afiliación, peleando contra la burocracia sindical que ha colaborado con el macrismo al dejarle pasar sus ataques fundamentales a la educación, encarando desde ahora la lucha por la reapertura de paritarias, la defensa del salario, contra las reformas anti educativas, la lucha por los derechos de la mujer trabajadora y todas nuestras conquistas históricas.

Convocamos a todas/os los afiliadas/os a sumarse a la lucha por fortalecer el sindicato y sus instancias de deliberación, que serán espacios importantes para preparar las luchas que se vienen

En esta nota:

Compartir

Comentarios