fbnoscript
21 de enero de 2020

Municipales: la cláusula gatillo de Rodríguez Larreta es completamente insuficiente

Necesitamos una verdadera recomposición salarial

El aumento del 16% para los municipales de CABA disparado por la cláusula gatillo es completamente insuficiente. Si bien empata la inflación de los últimos 9 meses, convalida lo perdido en los últimos años. Son casi 20 puntos desde 2016. Y sólo en 2019 el recorte alcanza el 11% tomando enero – diciembre cuando la inflación del período alcanzó el 50,6% según la propia medición del GCBA.

Para recuperar el poder adquisitivo de diciembre de 2015 se necesita un aumento de emergencia del 25% en una cuota. Y luego una indexación mensual por la alta inflación que todos  los analistas vaticinan para los próximos meses.

Por el contrario, la política del gobierno nacional como el de la Ciudad es “desenganchar” los salarios de la inflación. En numerosas provincias y gremios están anulando las cláusulas gatillo. Es por esto que el gobierno nacional prepara nuevos aumentos de sumas fijas por decreto lo cual achata toda  la escala salarial y patea para adelante las paritarias. Es lo que ocurrió con los estatales nacionales que recibieron por decreto un aumento miserable de $3300 convalidando todo lo que se perdió bajo el gobierno de Macri.

Quieren un “Pacto Social” contra los trabajadores para pagar la deuda externa. Es por eso que Alberto Fernández y Rodríguez Larreta han negociado una baja de la Coparticipación Federal a la Ciudad, excusa perfecta para que siga el ajuste contra los salarios.

La burocracia sindical en sus distintas variantes está completamente integrada a esta política. ATE (tanto la Verde y Blanca como la Verde) y UPCN han saludado estas medidas planteando que “favorecen a los más necesitados”. Un absurdo, porque mientras los trabajadores reciben migajas, el FMI y los tenedores de deuda se quedan con el grueso de la torta. Estas burocracias han renunciado a defender los intereses de los trabajadores y luchar por una verdadera recomposición salarial.

Lo mismo vale para Sutecba y Médicos Municipales, que le han firmado a Larreta todas las paritarias a la baja. Es lo que se prestan a hacer en las próximas paritarias 2020 que se abren en los próximos días. Es importante plantear que nada se firme sin la aprobación de una asamblea general del gremio.

Más que nunca tenemos que defender la independencia política de los sindicatos. No tienen  mandato para sacrificar nuestro salario en el altar de la deuda externa. Las asambleas en todas las dependencias, escuelas y hospitales están a la orden del día. Hay que poner en pie al gremio y rechazar que se negocie una rebaja salarial entre cuatro paredes.

Compartir

Comentarios