fbnoscript
28 de enero de 2020

Molinos Minetti: trabajadores, organizaciones obreras y activistas frenan el desalojo

Un nuevo fracaso de los intentos de la patronal y el gobierno de Schiaretti

Por segunda vez consecutiva, el gobernador Juan Schiaretti  montó un enorme operativo policial para militarizar las instalaciones de Molinos Minetti, reprimir y desalojar la planta.  El operativo represivo contó con un despliegue que sitió el barrio y se ubicó sobre todos los accesos a la fábrica. De este modo, se impedía que cualquier vecino circule por las calles. Se trató, en los hechos, de un estado de sitio que rememora el accionar de la dictadura militar.

Schiaretti y su justicia adicta, en este caso en cabeza del fiscal Casas, actúan de forma ilegal y arbitraria para defender a una patronal que viene delinquiendo hace mucho tiempo. Minetti no paga los salarios hace meses y evade impuestos hace años. Con esa plata se dedica a la especulación, mientras por otro lado vacía la empresa dejando en la calle a 150 familias.

La movilización de las organizaciones de izquierda, sociales, activistas y vecinos rodeó de solidaridad durante más de medio día a los trabajadores que se encontraban defendiendo la ocupación de la planta; un grupo de ellos, incluso, se apostó en el techo de uno de los silos a más de 70 metros de altura. Estas medidas contundentes de los obreros y  la comisión de mujeres, en un cuadro de aumento de la popularidad del conflicto, impidieron nuevamente  que el gobierno proceda al desalojo, en una Córdoba atravesada por el cierre de fábricas, despidos y suspensiones masivas.

Desde nuestra banca, con nuestra legisladora del Frente de Izquierda Soledad Díaz García, quien se hizo  presente ante el intento de desalojo, llamamos al conjunto de la población trabajadora a desplegar una gran movilización popular en defensa de la reactivación de la empresa bajo gestión de los trabajadores.

En esta nota:

Compartir

Comentarios