fbnoscript
11 de febrero de 2020

Miércoles 12: marchamos para denunciar el pacto con el FMI y no para apoyar al gobierno

Un sector de los convocantes a la concentración de repudio a la presencia del FMI, mañana miércoles a la plaza de Mayo, pretende que esta sea una acción de apoyo al gobierno y de presión hacia el FMI; en eso está el Triunvirato piquetero, sindicatos de la CTA y funcionarios del gobierno que convocan a marchar a la Plaza. Atrás de una supuesta acción de defensa de la Nación se esconde la orientación de negociar para rescatar la deuda impagable e fraudulenta fortaleciendo el pacto de rescate que votaron el PJ, el kirchnerismo, junto a Carrió, la UCR y el macrismo.

Quienes apoyan al gobierno quieren hacer pasar la decisión de postergar el pago del capital del Bono Dual AF20 que vencía este jueves 13 para el 30 de setiembre (mientras tanto van a pagar los intereses a término) como un acto de resistencia al capital financiero. El mismo ministro de Economía, Martín Guzmán, a la hora de informar el reperfilamiento lo quiso hacer pasar como el resultado de su firmeza a la hora de negociar; dijo en la conferencia de prensa que “este Gobierno no va a aceptar que la sociedad argentina quede rehén de los mercados financieros internacionales”.

Pero este miércoles 12 viene la misión del FMI y cuando en principio iba a quedarse tres días ahora extendió la visita a una semana. En los últimos semanas el acercamiento entre el gobierno de Fernández y el FMI ha quedado más que explícito. El gobierno se ha empeñado en dejar claras señales de su “política de acercamiento al imperialismo yanqui con la habilitación del ingreso de las tropas norteamericanas a nuestro país; el sostenimiento de la calificación de Hezbollah como una organización terrorista; con la continuidad de Argentina como miembro integrante del grupo de Lima, que es la punta de lanza de Trump y la derecha en América Latina y que alentó y sostuvo el reciente golpe en Bolivia y la conspiración golpista contra Venezuela; con el silencio frente al asesinato del general iraní Soleimani y con su viaje a Israel. La política interior y exterior del gobierno nacional y sus alianzas políticas están hechas a la medida y condicionados por los dictados y requerimientos de los acreedores, el FMI y el imperialismo” (de la declaración del FIT-U). El FMI viene a monitorear las cuentas y la estrategia del gobierno y utilizará la encerrona en que está colocado el gobierno en las negociaciones por la deuda para ir más a fondo en las exigencias y avanzar en las reformas jubilatorias y laboral y profundizar la restricción del gasto público. El FMI y los bonistas lo tienen como rehén al pueblo argentino con el gobierno de su lado.

La movilización, que seguramente será masiva, no puede ser un aval al gobierno y a la alianza que este ha establecido con el FMI.

Contra el FMI en el acto del FIT-U

El Frente de Izquierda- Unidad marchará mañana con un programa ruptura con el FMI y el repudio y no pago a la deuda usuraria; la nacionalización de la banca, del sistema energético y de las riquezas y el patrimonio nacional para centralizar los recursos y poner en marcha una transformación integral bajo la conducción política de los trabajadores y dar satisfacción a las apremiantes necesidades sociales. Reclamamos un inmediato aumento general de salarios, jubilaciones y planes sociales con actualización según inflación. Como parte de un plan alternativo obrero y popular para que la crisis no la sigamos pagando los trabajadores y el pueblo. Llamamos a repudiar la llegada de la comitiva del FMI y el pacto para pagar la deuda externa y por todas las reivindicaciones populares.

 

En esta nota:

Compartir

Comentarios