fbnoscript
18 de marzo de 2020

Ferroviarios del Roca reclaman condiciones sanitarias ante la crisis y el destrato patronal

Guardatrenes y trabajadores de MCM marcan el camino.

Los ferroviarios que se desempeñan sobre las formaciones de la línea Roca están movilizados por medidas de protección frente a su exposición a la pandemia.

Los trabajadores tercerizados de MCM, que tienen base en Plaza Constitución, protagonizaron un cese de tareas que se prolongó por aproximadamente dos horas el pasado martes 17.

Ese día, la lluvia inundó su precaria sala de descanso y estaban obligados a concurrir a los baños públicos, por lo que, a las 14 horas, una asamblea espontánea resolvió un cese de actividades hasta que la patronal les proveyera alcohol en gel, mascarillas y guantes.

Inmediatamente, el encargado Olguín, proveniente de la burocracia de Sasia, los amenazó con separarlos del servicio, registrando el apellido y nombre de los compañeros que realizaron la medida. Sin embargo, al rato se sumaron más compañeros y la firmeza de los trabajadores logró hacer que el encargado volviera pidiendo disculpas y suministrándoles un bidón de alcohol en gel y la promesa de mascarillas y guantes.

A su vez una nutrida delegación de guardatrenes se movilizó a la sala de la Comisión de Reclamos de la Unión Ferroviaria, al día siguiente, para pedir explicaciones.

Resulta que el sindicato informó un acuerdo con el gremio de los conductores La Fraternidad para que guardas y personal de control de formaciones desempeñe su función desde las cabinas de conducción, a raíz de un reclamo de los trabajadores, y resultó que los delegados fraternales lo desconocen por el rechazo de los conductores a ver invadida su área de trabajo, lo que les ofrece una mínima protección ante el contagio. 

La conducción verde pedracista de la Unión Ferroviaria, cómplice de toda la flexibilidad laboral y de todos los incumplimientos de seguridad e higiene en el ferrocarril, no es capaz de esgrimir reclamo alguno sin convertirlo en un enfrentamiento entre trabajadores.

La iniciativa de los tercerizados de MCM y de los guardas es el camino. Debemos impulsar plenarios de especialidad para exigir todas las garantías de seguridad para llevar a cabo el servicio. Sólo la intervención de los trabajadores puede dar garantías de protección frente a la crisis sanitaria.
 

Compartir

Comentarios