fbnoscript
18 de marzo de 2020

Baradero: aumento del ABL municipal implica un nuevo robo al bolsillo de los trabajadores

Por Corresponsal

El aumento que se acaba de aprobar por iniciativa del oficialismo, y con la complicidad de la supuesta oposición, es un verdadero robo al bolsillo de los trabajadores. Consta de una serie de aumentos que son retroactivos (cobrar por meses que ya pasaron), progresivos (14,8% en enero, 15% en Febrero, 7,5% Junio), cuyos porcentajes son acumulables (sumando da un 37,3% para 6 meses pero en realidad es un 41,8% en apenas 6 meses!). No conformes con ello, establecieron una cláusula gatillo para las tasas, si la inflación al 31 de octubre supera el 30%.

Esteban Sanzio, actual intendente de Baradero y gremialista del Smata, no le reclama a las patronales la cláusula gatillo para los salarios, pero si lo hace para con los vecinos, que en su mayoría son trabajadores. Su política va en sintonía con el gobierno nacional de Alberto Fernández, que desconoce la cláusula gatillo para los docentes universitarios y la desalienta para los distintos gremios; lo mismo vale para Axel Kicillof respecto a los docentes de la provincia de Buenos Aires.

Sanzio tampoco les propone a los trabajadores municipales que sus aumentos salariales sean acorde a la inflación: una hipocresía que roza el cinismo.

El proyecto original de aumento de ABL fue enviado hace un mes y medio pero no se pudo tratar debido a que la oposición (Juntos por el Cambio) retaceaba la conformación del quórum en busca de negociar algún provecho en su beneficio. Pero este 17 de marzo, finalmente consiguieron el quorum, y en una sesión exprés a puertas cerradas (por el coronavirus) se aprobó el aumento con los votos del oficialismo (Frente de Todos), que es mayoría, del Frente Renovador que hoy se encuentra integrado al FdT y el doble voto de la presidenta del HCD.

Juntos por el Cambio, votó en contra presentando un dictamen propio, pero garantizó el quorum del recinto para que pase el aumento. Además, los aumentos del mes de enero corresponden a la iniciativa de Fernanda Antonijevic….. de la “oposición”. Cuando fueron gobierno, se cansaron de aumentar las tasas con la complicidad de quienes hoy son oficialismo.

Finalmente unos y otros, defienden los mismos intereses sociales, por eso solo aumentan las tasas de ABL a los vecinos pero no establecen impuestos progresivos a los grandes capitales de la ciudad, que son quienes les financian sus campañas. Incluso, por el contrario, benefician a sus empresarios amigos con exenciones impositivas.

Despidos, ajuste y acomodos

Recién asumido el gobierno comunal dio de baja a 45 contratos de trabajadores municipales. Se excusaba que eran ñoquis, metidos por la ventana y una serie de epítetos antiobreros: los mismos argumentos que utilizó el macrismo para despedir cientos de miles de compañeros estatales. Por otra parte, el gobierno comunal aumentaba el cuerpo de secretarios y subsecretarios de gobierno, quienes inmediatamente se aumentaron los sueldos. Un escándalo, que quisieron tapar con la cortina de humo de que sus salarios estarían congelados por seis meses. Ni e Frente de Todos ni Juntos por el Cambio, respetan la carrera del trabajador municipal, ni pretende jerarquizarla, ni realizar concursos abiertos de oposición y antecedentes. Tampoco dan condiciones de estabilidad laboral ni terminan con la tercerización y la precarización.

Mientras el gobierno comunal golpea el bolsillo de los trabajadores de Baradero con impuestazos, a los trabajadores municipales, con salarios de miseria, el intendente les ofrece un aumento paritario en sumas fijas en dos tramos de $1.000 y $500, con una tercera parte en negro ¡Es una miseria que no llega a cubrir el aumento de los productos de limpieza por la crisis del coronavirus! Ni la inflación acumulada en los primeros meses del año. Ni hablar del 53% de inflación del 2019. Estos trabajadores municipales hoy están en lucha con una carpa frente al municipio local reclamando un aumento paritario del 45%.

Por una salida a los problemas de Baradero

Esta política de ajuste e impuestazos sobre los trabajadores se enmarca en el quebranto del país y de la provincia de Buenos Aires, donde tanto Fernández como Kicillof utilizan los recursos para pagar la deuda con los acreedores locales e internacionales. Es la política dictada por el FMI a nivel nacional y provincial: descargar la crisis sobre la clase trabajadora.

La próxima sesión, la de los mayores contribuyentes, el pueblo trabajador de Baradero se debe movilizar y repudiar el impuestazo para que éstos no avalen el robo del gobierno comunal. Desde el Partido Obrero Baradero en el Frente de Izquierda Unidad lo impulsaremos bajo este programa: no al aumento del ABL municipal; ningún impuesto a la vivienda única; que se abran los libros del municipio bajo control de los trabajadores; que el presupuesto sea debatido por toda la comunidad y aplicado a las necesidades de los vecinos y trabajadores; tasas progresivas a las grandes empresas inmobiliarias, industriales, turísticas, bancarias, de la construcción y agrarias; inmediatas obras de vialidad, vivienda, desagües, equipamiento del hospital y las salas bajo control de los trabajadores; Inmediato aumento a los trabajadores municipales, por un salario igual costo de la canasta familiar; cláusula gatillo para los salarios; por el pase a planta permanente de los tercerizados; por la defensa de la carrera del trabajador municipal; trabajo genuino, reparto de las horas de trabajo disponibles sin afectar el salario, seguro al desocupado sin contraprestación para todo desocupado mayor de 18 años.

 

En esta nota:

Compartir

Comentarios