fbnoscript
12 de mayo de 2020

La Matanza: un bonaerense de civil remata en el piso a César Alejandro Obes, de 17 años

El “gatillo fácil” no hace cuarentena
Por Javier Bulacio
JPO Matanza

"Déjalo que se muera como una rata" fueron las palabras de Matías Ibarra, policía de la Bonaerense que se encontraba de civil al momento de asesinar a un pibe de 17 años. “Me quiso robar y me defendí” alegó. Según un corresponsal de la Agencia Para la Libertad (APL) testigos del hecho afirman que “el último disparo fue con el joven ya en el piso”. Se terminó la vida para César Alejandro Obes de 17 años.

El hecho ocurrió el pasado sábado 9 de mayo, en la localidad de Laferrere, en barrio La Loma, uno de los tantos barrios populares de La Matanza donde afloran por doquier las necesidades más elementales. En La Matanza, distrito donde aún continua impune el secuestro, tortura, desaparición y asesinato de Luciano Arruga a manos de la bonaerense; donde sucedió el asesinato de Matías Alderete joven de 15 años que fue asesinado el 27 de junio del 2019, cuando iba camino a la escuela, por el agente de la Policía Federal Arnaldo Arias Mamani; y el de Damián Gómez que murió al recibir tres impactos de bala disparados por un sargento de la Policía Federal.                                                                        

El intendente Fernando Espinoza del Partido Justicialista incrementó las fuerzas represivas en el distrito metiendo al ejército con la excusa de “ayudar” en los barrios. Reforzó la presencia de la gendarmería con 250 nuevos efectivos. La política represiva de Bullrich con la "doctrina Chocobar" sigue de la mano de los nacionales y populares con  Berni a la cabeza.

La juventud está cargando sobre sus espaldas la descomposición social. El Estado ha desamparado a la juventud que tiene que sortear las dificultades para estudiar virtualmente sin acceso a internet, sin un ingreso que le permita palear la falta de actividad laboral o el padecimiento de sueldos reducidos por los trabajos temporales y precarios; entonces ¿Quiénes son las “ratas”?

Es un gran momento para ponernos de pie y hace valer nuestros derechos como juventud para terminar con la precarización y explotación.

Para no caer en las redes mafiosas narco-policiales amparadas por el Estado que operan en las barriadas y se aprovechan de la falta de perspectiva a la que condenan a la juventud empobrecida.

Por eso desde la juventud del Polo Obrero en conjunto con familiares de víctimas de gatillo fácil, y todos lx pibx de las barriadas debemos promover un espacio de organización, independiente, contra la violencia institucional que sufrimos en los barrios a diario. Para luchar por el derecho a la educación pública, al trabajo genuino y a la vivienda.

Debemos combatir la política represiva, defender la libre circulación y repudiar enormemente las detenciones arbitrarias.

¡Basta de represión y gatillo fácil! ¡Basta de impunidad! ¡Justicia por César Alejandro Obes!

 

Compartir

Comentarios