fbnoscript
20 de mayo de 2020

Tucumán: el Municipio de Tafí Viejo contrata trabajadores en negro y despide sin causa

Durante esta pandemia del coronavirus el Municipio de Tafí Viejo no se ha privado de despedir trabajadores. Contrariando el decreto presidencial que prohíbe despidos, el intendente Javier Noguera (viejo peronista y kirchnerista) dejó sin trabajo a recolectores de residuos. Se calcula que la Municipalidad de Tafí Viejo tiene alrededor de 800 trabajadores en negro cumpliendo distintas tareas que van desde el manejo de vehículos pesados hasta el cuidado de cementerios. Esta forma de contratación no es novedosa, el Estado provincial es el primer contratador en negro de la provincia, miles de trabajadores cumplen funciones sin aportes ni obra social, mucho menos ART o algún tipo de seguro.

En el último mes, al menos tres trabajadores que se desempeñaban en la recolección de residuos fueron despedidos, otros tantos fueron cambiados de tareas. Los obreros en cuestión trabajaban en doble turno de lunes a sábado para ganar un salario que no superaba los 35.000 pesos. Jornadas de 14 horas diarias cumpliendo un trabajo insalubre durante años no sirvieron de mucho, los mandaron a la casa con una deuda salarial de 4 meses y sin ninguna indemnización. Los trabajadores concurrieron a sus lugares de trabajo y realizaron distintas protestas exigiendo la reincorporación a sus tareas y el pago de lo adeudado, la única respuesta que obtuvieron fue una notificación policial donde se los acusa de “amenazar” a personal de la municipalidad, el viejo truco de victimizarse denunciando a las verdaderas víctimas. Finalmente durante las protestas fue el intendente el que mandó sus patotas a amedrentar a los trabajadores, el recurso patronal clásico puesto en manos del Estado.

En el municipio rige un sistema de superexplotación, los que quieran trabajar para la municipalidad tiene que hacerlo en negro, los ingresos en blanco están reservados para los amigos del intendente o aquellos que tengan algún acuerdo con ATE. El pago se hace directamente en efectivo y por ventanilla. Ningún sindicato ha levantado la voz en Tafí Viejo para luchar por los derechos de los trabajadores. Tanto ATE como el sindicato municipal son cómplices de la precarización laboral. Reclamamos urgente la reincorporación de todos los trabajadores cesanteados, el pago íntegro de los salarios adeudados y el pase a planta parmente de los más de 800 trabajadores que tiene en negro la Municipalidad de Tafí Viejo. Que los sindicatos convoquen a una asamblea general de trabajadores del municipio para diseñar un plan de lucha por el pase a planta.

 

Compartir

Comentarios