fbnoscript
23 de mayo de 2020

Chos Malal: una movida contra pequeños productores

Mientras el gobierno se gasta en promover lo que se supone son acciones para favorecer a los pequeños productores del interior, lo cierto es que familias ligadas al poder político local y provincial, utilizan la obra de construcción de la costanera local, para colocar ante un grave riesgo de inundación a 15 familias de pequeños productores.

Estas familias humildes se mantienen en alerta en la ribera del río Curi Leuvu, ante el atropello y destrucción que sufren a consecuencia del avance de dicha obra pública, llevada adelante por la empresa Luciano S.A.

La proyección de la obra en cuestión, que comenzó a fines del año pasado, en principio, protegía del cauce del río a todas las chacras. Pero sin una explicación ni aviso previo, el proyecto fue drásticamente cambiado, “encajonando” los terrenos de las 15 familias ante una crecida del río, pero protegiendo a los terrenos lindantes, pertenecientes a quienes tienen lazos políticos con el poder.

Ante los reclamos, responsables de la empresa respondieron con agresiones y destrato, en tanto facilitó maquinaria y recursos para el emparejamiento y reparación de alambrados en los terrenos de familias influyentes; denotando una vez más actos altamente discriminatorios y ofensivos.

Desde hace dos meses, la empresa acumula material que se saca de un cerro de mediante explosiones, arrojándolos en la margen derecha del río (contaminando con restos de caliza y explosivos) y avanza en la obra tirando alambrados, arboles; tapando aguadas y bajadas que las familias trabajadoras, construyeron con tanto esfuerzo.

Es importante destacar, que las familias no se oponen a la obra, sino que en principio acordaron con la empresa, que esta emparejaría los terrenos y repararía el daño provocado. Eso no ocurre.

Cabe mencionar que las familias afectadas, algunas con más de 12 años de residencia en el lugar, todas oriundas de la localidad ya han atravesado un proceso judicial de oficio (2015/2018) debido a que los terrenos están en la margen del río y pertenecen a Recursos Hídricos. El mencionado proceso fue archivado, debido a que ningún ente Estatal accionó en contra.

Ante el reclamo, en el día de ayer, se presentó en el lugar el secretario de gobierno local, Juan Carlos Olave, “en condición de mediador”, ya que aduce, la obra responde a una “orden política del Gobernador, en conjunto con Recursos Hídricos”.

Estas familias que se encuentran a la espera de una urgente solución, han decidido cortar el paso a vehículos de la Empresa Luciano S.A., desde el 21 de mayo.

El Partido Obrero de Chos Malal se solidariza con sus reclamos y apoya su lucha por el derecho a la tierra y a trabajarla por parte de los más humildes.

 

En esta nota:

Compartir

Comentarios