04/11/2021
Neuquén

El MPN, Frente de Todos y Cambia Neuquén encubren un meganegocio inmobiliario en Villa La Angostura

Se necesita un plan de lucha por la tierra y la vivienda.
Diputada provincial FIT-PO

Desde la bancada del Frente de Izquierda solicitamos por igual al IPVU-ADUS, a la Municipalidad de Villa La Angostura, a su Concejo Deliberante y al Ministerio de la Producción de la provincia de Neuquén que informen sobre la situación de los 430 macrolotes y sus respectivas viviendas de Villa La Angostura; que se han transformado en un verdadero problema agregado para las familias trabajadoras sin vivienda.

Los llamados “macrolotes” fueron impulsados por el exintendente Roberto Cacault, del MPN, dado un canje de tierras del exParque Industrial con el grupo empresario Slots Machines en 2012. Se intercambiaron 20 hectáreas de las cuales el 80% de las mismas eran aptas para una urbanización por otras 20 diseminadas, de las cuales más de la mitad no son aptas para urbanizar. Lo que redujo la cantidad de lotes y superficie prometida para las familias que aguardan por una vivienda en sus comienzos.

Luego, el Concejo Deliberante aprobó por mayoría una ordenanza dando luz verde al emprendimiento.
Las demandas de vecinas y vecinos han llegado a los estrados judiciales, con fallos negativos y hasta con sentencia de pago de costas a quienes denunciaron las condiciones y consecuencias de un megacanje de tierras entre el Estado provincial y un privado. Como asimismo el impacto por la tala de bosque nativo, el consecuente alto riesgo de inundaciones, el deslizamiento de suelo volcánico y la deficiente construcción de las viviendas ya entregadas y la inviabilidad de los macrolotes 5, 6 y 7.

Según transcendidos periodísticos, hay lotes “con 30/40 grados de inclinación, y que, tal como está proyectado, son lotes de 10×20, por lo cual es necesario remover todo el bosque existente para construir, algo que pondría en riesgo las viviendas en la primera lluvia”, por lo que “las tierras que recibió el Municipio por el canje del Parque Industrial son de menor calidad que las que entregó y varios sectores no son urbanizables”.

Es por ello que, habiéndose cumplido etapas de entregas de algunos de los macrolotes y habiendo pasado el primer invierno, se advierten serias falencias en la construcción de las unidades habitacionales. Y está latente la incertidumbre de los que ocurrirá con las etapas pendientes.

Distintas vecinas y vecinos han acercado su inquietud y demandas a la bancada del Frente de Izquierda, ya que pagaron el valor de los terrenos y suben los precios de los alquileres, que con la creciente desocupación y ajuste los hace imposible de asumir.

En la sesión en donde el proyecto presentado tomó estado parlamentario, solicitamos una moción de tratamiento preferencial, pues en pocos días se entregará una etapa nueva de viviendas y existe una gran incertidumbre ante la inviabilidad de las que faltan. Pero el MPN, el Frente de Todos y Cambia Neuquén votaron en contra de la información rigurosa y pública de los distintos cuestionamientos sobre la adjudicación, pliegos y valor de la obra, depredación del bosque nativo e impacto ambiental. Como asimismo, cómo piensa el Estado resolver los problemas de los que las y los vecinos de Villa La Angostura, adjudicatarias y adjudicatarios de las viviendas, no son responsables.

Sin lugar a dudas las responsabilidades compartidas están entre las y los funcionarios que avalaron este emprendimiento de especulación inmobiliaria que ha beneficiado solamente a un grupo empresarial, mientras el déficit habitacional crece y se destinan fondos del presupuesto para el negocio de la obra pública con sobreprecios y obras deficientes y peligrosas.

Será una lucha la que logre que se rinda cuentas a todo el pueblo de Villa La Angostura y se conquisten los loteos y viviendas que se necesitan.

 

 

También te puede interesar:

Los legisladores del PO-FITU, Gabriel Solano y Amanda Martín, se pronunciaron en contra de aprobar estos proyectos exprés en la Legislatura.
A su vez, prometió prorrogar el blanqueo de capitales para los desarrolladores inmobiliarios.
Concesiones a los pulpos petroleros con mira exportadora.