fbnoscript

Universidad Nacional de Quilmes: luego del masivo abrazo, profundicemos la lucha en defensa de la universidad pública

El lunes 13 se desarrolló en la UNQ un abrazo en rechazo al recorte presupuestario sobre las universidades públicas. La acción fue impulsada por una asamblea interclaustros que se realizó días antes del inicio del segundo cuatrimestre, en la cual se resolvió acompañar la medida de la UNQ en conjunto con la UNAJ y con la ESET, escuela técnica que depende directamente la Universidad de Quilmes.

El acto contó con la intervención de todos los gremios y centros de estudiantes de la universidad y tuvo una clara perspectiva de lucha, contra la intención de los sectores ligados al rectorado que pretendían transformarlo en un acto destinado al operativo “hay 2019”. Los trabajadores y estudiantes de la universidad dejamos bien en claro que la lucha contra el ahogo presupuestario y la defensa de nuestros salarios es ahora, remarcando la necesidad de poner en pie al movimiento estudiantil, el cual necesita una herramienta que es un centro de estudiantes independiente de todas las variantes ajustadoras y privatizadoras que de la lucha hasta el final, no solo en defensa de la universidad sino por todas las reivindicaciones.

Desde la UJS- Partido Obrero, parte de la actual conducción del CECSEA, hemos impulsado junto a nuestros compañeros de Hagamos Lo Imposible y En Clave Roja (PTS) una activa intervención del centro de estudiantes en esta acción, no sólo poniendo a disposición nuestro organismo gremial con un stand propio durante toda la jornada sino también con una declaración política remarcando que los rectores pejota-kirchneristas desde hace años acatan los presupuestos de ajuste del macrismo, replicando los recortes al interior de la universidad que se traducen en precarización de nuestros docentes y una falta de oferta horaria cada vez más acentuada. En este sentido, le hemos exigido al rector de la UNQui, Alejandro Villar, quien manifiesta una crisis presupuestaria que no ha sido puesta en conocimiento de los estudiantes y trabajadores, la apertura de los libros contables para conocer la situación real de las finanzas de la universidad.

Leé también: Masiva movilización en defensa de la Universidad Nacional Arturo Jauretche en la Zona Sur

Los trabajadores y estudiantes que de manera consecuente venimos defendiendo la universidad no podemos quedar presos de las distintas variantes que ahora pretenden encolumnar estas acciones detrás del operativo “hay 2019”. Es necesaria la intervención independiente y la estratégica unidad de los estudiantes y trabajadores no solo en defensa de la educación pública sino del conjunto de nuestras reivindicaciones.

El abrazo a la UNQ debe ser la expresión del comienzo de una serie de acciones en defensa de la universidad pública, es necesario profundizarlo mediante la coordinación de las distintas universidades de la zona sur. Para esto hace falta una asamblea interuniversitaria que disponga medidas de acción en todas las casas de estudios y la huelga general educativa hasta derrotar el plan de guerra de Macri y el FMI.

 

En esta nota:

Compartir

Comentarios