fbnoscript
4 de septiembre de 2018

La rebelión universitaria no cesa

En la quinta semana de huelga docente, nuevas ocupaciones de facultades, asambleas masivas y la confluencia con terciarios y secundarios en pie de lucha.

Ayer, en el marco de una masiva protesta contra la degradación del Ministerio de Ciencia y Tecnología en el Polo Tecnológico e inmediaciones, los estudiantes de Ciencias Exactas y Naturales de la UBA resolvieron en asamblea levantar las elecciones de centro –que ya habían comenzado– y tomar la facultad en apoyo al conflicto docente y contra el ajuste en ciencia y educación.

Es una nueva expresión de una rebelión estudiantil que no para de crecer, tras la marcha nacional del jueves 30 de más de 600 mil personas, estrechando los lazos con la clase obrera en lucha y superando las trabas de burocracias y direcciones conservadoras. El aluvión obligó al gobierno nacional a modificar por primera vez en siete meses su propuesta a la docencia, ahora a un 25% (muy por debajo de la inflación prevista del 42%, y con sumas en negro); contra la orientación de las burocracias de las federaciones que realizan paros a cuentagotas, la Lista Multicolor de la Conadu Histórica impulsa la continuidad de la huelga docente, que entra así en su quinta semana y concita cada día nuevos apoyos en el estudiantado.

En la UBA, el mismo día en que, pese a la oposición de las agrupaciones kirchneristas, se resolvía la suspensión de las elecciones y la toma de Exactas, una asamblea de cerca de 800 personas validó la toma de Psicología, luego de que la ocupación fuese levantada bajo la presión de El Impulso (conducción del centro) y bombardeada por el decanato radical y su pata estudiantil, el EDI. Desde mediados de la semana pasada están tomadas Filosofía y Letras y Sociales, que revalidaron la medida en asambleas de cientos –en Filo, con el motor de la conducción combativa del centro (que encabeza la UJS-PO); en Sociales, contra el boicot de la UES (PJ/K), que intentó impedir a los estudiantes reingresar tras la marcha del 30. En Medicina, asambleas masivas repudian a la conducción de Franja Morada aliada a las camarillas que rigen la UBA y la facultad, y el activismo pide pista para recuperar el centro para la lucha, junto a la izquierda. Para mañana se preparaba una asamblea interfacultades en la Universidad Nacional de Artes.

La rebelión universitaria alcanza dimensiones colosales a lo largo y ancho del país. Son siete las facultades tomadas en la Universidad de Mar Del Plata (Humanidades, Psicología, Salud, Ciencias Exactas y Derecho, Arquitectura y Económicas); seis en la de Rosario (Medicina, Psicología, Políticas, Arquitectura, Ingeniería, Humanidades), junto a dos colegios preuniversitarios y la UTN; seis en Córdoba (Sociales, Artes, Filosofía y Humanidades, Comunicación, Psicología, Arquitectura), así como el icónico Pabellón Argentina; en Mendoza son tres (Política, Educación, Arte y Filosofía), además del Instituto Superior de San Rafael y el Magisterio, y se sumarían hoy Derecho y quizás Medicina; así como numerosas unidades académicas en Santa Fe y otros puntos del país. En San Luis se levantó la toma del rectorado luego de una intensa campaña del gobierno provincial y el rectorado  y los ataques físicos de la patota de Fatun (burocracia no docente), en resguardo de la integridad física de los participantes; pero se mantienen las tomas de Humanidades y Psicología.

La marea estudiantil se siente a todos los niveles. En CABA, se extiende a los terciarios, con la toma del Joaquín V. González y una movilización del Palacio Pizzurno a la Legislatura, contra el reingreso del proyecto macrista de cierre de institutos (Unicaba), a la que se sumarían en masa los universitarios y los secundarios; allí los futuros profesores montarían un acampe con actividades previstas para los próximos tres días. En la Provincia de Buenos Aires confluyen las luchas de universitarios con la rebelión por la emergencia edilicia que desató el doble crimen de Moreno, y se viven acciones populosas acciones en numerosas localidades.

Para el jueves 6 se prepara una asamblea interestudiantil de todos los niveles, en Plaza de Mayo, convocada por los estudiantes terciarios de la CET, los secundarios de la CEB, la Fuba y la Funa (artes). Se plantea resolver la continuidad de las medidas de lucha, y convocar un congreso nacional de todo el movimiento estudiantil para articular un plan de lucha por la victoria de los docentes, el aumento de presupuesto, la ejecución de las obras necesarias, la caída de las reformas privatistas y el conjunto de los reclamos de la comunidad educativa.

La rebelión educativa tiene bases para ganar e imponer una derrota ejemplar al ajuste de Macri, el FMI y los gobernadores.

Te puede interesar: #EleccionesUBA Que la rebelión universitaria llegue a los centros de estudiantes
Facultad de Psicología tomada en apoyo a la huelga docente
Arrancaron las #EleccionesUBA con un triunfo aplastante de la izquierda en Veterinaria​​​​​​​
La marcha dejó un mandato: seguir la lucha hasta ganar​​​​​​​

Compartir

Comentarios