13/06/2002 | 758

La movilización echa a la policía de Económicas

El martes 11, una movilización estudiantil logró expulsar a la policía federal de la facultad de Ciencias Económicas de la UBA. Los policías, todos de civil y sin identificación, estaban custodiando el local del Centro de Estudiantes sin dejar salir ni entrar a los compañeros.


La policía fue llamada por el decano De Grossi con la finalidad de defender los últimos restos de la Franja Morada. Sucede que el año pasado la Franja no reconoció el triunfo del TNT en las elecciones y desde ese momento sigue ocupando los espacios del Centro con el apoyo del decano. Todas las agrupaciones de la Facultad han denunciado esta maniobra burocrática y han defendido el Centro legítimo, surgido de las elecciones. Ahora, cuando las agrupaciones que componen el Centro decidieron instalarse en un aula para convertirla en local del Centro, debieron rechazar primero a la patota radical, que buscó ocuparla, y una vez que fue expulsada el decano llamó a la policía, contra el Centro.


Ni bien se difundió la noticia se fueron acercando diputados, dirigentes de partidos, la Fuba, la AGD y estudiantes de la Facultad, que cercaron el aula y obligaron a la policía a retirarse y al decano a reconocer el aula para el Centro. Se trata de un triunfo, pero las cosas no pueden quedar así: hay que echar a De Grossi por fascista y represor, y que se elijan las nuevas autoridades por sufragio universal.