30/03/2000 | 660

Errores

1. El 10 de febrero, fecha de publicación del afiche “Haider y De la Rúa”, no existía ninguna convocatoria a la Plaza de Mayo para el 24 de febrero ni para ninguna otra fecha. El párrafo final del afiche llama a movilizarse cuando nadie (repetimos, nadie) lo hacía (en el mismo momento en que salía el afiche, Moyano afirmaba que “si la reforma sale por ley, no hay paro”). El PO fue el primero en convocar públicamente a una movilización contra la “reforma laboral”. El afiche empalma, entonces, con la convocatoria que posteriormente hizo la CGT.


2. No es la conciencia de las masas lo que viró a la derecha sino la situación política objetiva que se esperaba después de las elecciones. Esto porque la centroizquierda sólo ganó en la Capital Federal mientras se registraron triunfos derechistas importantes, por ejemplo, en la provincia de Buenos Aires.


3. Lo distintivo de Haider es su derechismo y, de ninguna manera, las privatizaciones o la reforma laboral. En este último aspecto concuerda no sólo con De la Rúa sino también con los centroizquierdistas que gobiernan Europa (y hasta con los comunistas aggiornados que integran estos gobiernos, como el de Italia). Hemos reproducido en Prensa Obrera cómo la prensa británica ha encontrado “paralelos” entre Haider y Blair.

En esta nota