19/12/2002 | 785

Iniciemos una campaña por un cancionero obrero, piquetero y popular

Corría 1973 y Miguel Angel Bufano, miembro del comité regional Norte, trabajador de la fábrica de pintura Miluz, buen guitarrista y animador de peñas, componía la Zamba de Política Obrera, que entre otras estrofas decía.


En mi barrio, somos revolucionarios

Queremos gobierno obrero, obrero y socialista

Aunque a Perón no le guste, y Rucci se nos resista

Queremos gobierno obrero, obrero y socialista.


Un año después (diciembre de 1974) era secuestrado y asesinado junto a Jorge «Pato» Fischer, secretario político de la regional y miembro de la Comisión Interna de Miluz. Ni por asomo existía el movimiento piquetero de desocupados, las asambleas barriales eran puntuales, pero el arte de una canción preanunciaba lo que casi treinta años después comienza a ser un movimiento de masas para transformar a los barrios en una realidad obrera y socialista.


Las canciones que nos acompañan en marchas, actos y reflejan esta evolución en cada lugar, y merecen ser compiladas.


Preparemos este cancionero, como homenaje vivo a Miguel, a Jorge y todos los trabajadores y piqueteros asesinados.


A vos te queda poco, Duhalde botón

Te cortamos la ruta 

Te paramos el país 

Asesino de obreros, te tenés que ir


Olé, olé, olé, olé, olá

Ahora es el pueblo el que tiene que gobernar

Corte de ruta y asamblea popular


Y dale alegría a mi corazón

La sangre de los caídos es rebelión… (bis)

Ya vas a ver, las balas que vos tiraste van a volver

Y, sí señor, vamos a vengar los pibes del Pueyrredón.


Y dale alegría a mi corazón

A Duhalde no lo salva ni la elección

Ya van a ver a los trabajadores en el poder

Y así será, cortando puentes y rutas… vamos a llegar.


Que todo el mundo se entere 

Que la Argentina es rebelde

Que este pueblo es piquetero

Y enfrenta la represión.

Porque no le damos tregua 

Vamos a echarlos a la mierda

Vamos a echar al Cabezón

Oooooooooooo… vamos a echar al Cabezón…