15/12/2020
LES MUSIQUES Y LA PANDEMIA

“Los problemas que teníamos empeoraron un montón”

Músicxs comprometidxs con las luchas: la megaminería, Guernica y el aborto legal.
Musicxs Organizadxs

Dedicado a la música electrónica y experimental, se emitió el programa 29° de la radio de la agrupación Músicxs Organizadxs. En esta ocasión, la conductora Paula Lila, música y técnica en sonido, entrevistó a Inti Pujol (performer, artista visual y música), Manuel Osorio (músico y docente de electrónica sonora) y Analía Bazan (artista electrónica, bajista y docente)

Llevando la performance a la militancia

Inti Pujol, de Mendoza, fue entrevistada en medio de una movilización en la que estaba participando y dijo: «hace 3 días que estamos en la calle y vamos a seguir porque la cosa se ha puesto pesada como en diciembre pasado. Ahora estoy en la marcha del Orgullo, pero con la remera de No A la Minería». Señaló que su característica es la multiplicidad -pinta, dibuja, estudio Artes Visuales- y su carrera la desarrolló en diversos lugares, en forma autogestionada, llevando la performance a la militancia y adoptando al arte como una forma de vida.

De la mano de otros artistas visuales de Mendoza están trabajando por los derechos de los trabajadores de la cultura, junto con artistas organizados en dicha provincia, con la gente de AVA, en la comisión de la ley del instituto cruzándose diferentes visiones de gente de todo el país y donde la centralidad del Bs.As. pesa mucho. Llegaron a tener escrita una buena ley -falta pulirla- para un Instituto Nacional de Artes Visuales. También se organizaron para cubrir las necesidades alimentarias y de salud de muches compañeres, ya que los planes son insuficientes. Situación similar, señaló la conductora, se dio en la zona del conurbano sur donde se hicieron asambleas y un relevamiento con el Frente de Artistas, se vio que la situación era crítica y se apoyó el pedido de un subsidio de 30.000 pesos mensuales mientras dure la pandemia.

Inti se refirió a la manifestación en la que participa: en Mendoza la gente no quiere la minería -desde 2007 se lo ha hecho saber a todos los gobiernos- y el sacrificar los recursos naturales para pagar la deuda externa.

Distanciamiento social o personal

De Córdoba pero residente en Buenos Aires desde el 2000, Manuel Osorio es docente de electrónica sonora en el armado de módulos analógicos de sintetizador en Tercer Brazo Estudio-Taller. Su proyecto musical es Epiref, con el piensa sacar un disco el año próximo; trabaja en un sello MUN discos junto a Gustavo Ortega, en la idea de editar discos de todos lados. Debido a la pandemia la actividad del taller estuvo detenido, pero se pudieron dar clases virtuales que no solo funcionaron sino que llevo a sumar gente de otras provincias y países.

Con respecto al streaming -donde las grandes plataformas aumentaron sus ganancias y no tributan en el país- piensa que no conduce a nada y lo trata de ver como un impasse y de ponerle onda cuando lo invitan. Tocar por streaming es una mentira, cree, porque el contacto no es verdadero. Aparte de la cuestión monetaria, es más interesante hacer un video y editar. Como proyecto está enganchado con grabar, sintiendo que es un momento de laburo puertas adentro, y analiza que el concepto «distancia social» no es ingenuo, lo que tiene que haber es «distancia personal», ya que «tienen que darse buenas relaciones sociales para atravesar esta situación de mierda», dijo y «me parece un momento para hacer todo lo contrario de distanciamiento social, eso es clave».

Otra cuestión que se trató en la charla es la necesidad de que las conexiones se nacionalicen y no haya tarifazos, la correlación de fuerzas en el caso de la minería contaminante donde hay luchas que sientan precedentes y el caso de Jáchal, o la media sanción del aborto y la contracara del crecimiento de las iglesias que harán lobby en cada hospital de cada pueblo para bloquearlo si se aprueba en el Senado.

Pequeño tesoro

Analia «Margo» Bazan, de Villa Luzuriaga de zona Oeste del Gran Buenos Aires, se define como artista electrónica de varios contextos, música, hacedora de instalaciones sonoras y profesora de electrónica sonora; esto último es a lo que más se ha dedicado.

Durante la pandemia tuvo que reducir sus espacios ya que por una situación particular debió compartir la casa con sus padres, no pudiendo utilizar toda la casa como estudio, al que agregó una impresora 3D para diseñar y producir objetos destinados a la venta, ante la necesidad de contar con nuevos ingresos. En noviembre arrancó con su banda, volvió a tocar su instrumento que es el bajo y expresó: «esta actividad pandémica está agarrada de un hilo, en cualquier momento se cae un laburo y de repente cambian las cosas (…), los problemas que teníamos empeoraron un montón» y agregó que muchos de sus amigos que se quedaron sin trabajo, sin poder sostener ni el alquiler.

Analía contó que le generó mucha bronca el hecho de que desde el gobierno dijeran que hay que quedarse en casa y se montara un operativo para desalojar a madres solteras y sus hijes en Guernica, desligándose de llevar una solución y atacando a la población en general y en particular a las madres -que se tienen que hacer cargo de todo, abandonadas por sus parejas o escapando de la violencia. En ese sentido, desde Musicxs Organizadxs y el Frente de Artistas se lanzó un compilado, «Tierra para vivir», con música de diversos artistas en apoyo al reclamo por tierra y vivienda.

 

 

 

También te puede interesar:

Artistas e intelectuales como Ingrid Pellicori y Laura Azcurra, Eduardo Grüner, Martín Kohan, Roberto Gargarella, o “Maikel” de Kapanga, se sumaron a las más de 400 firmas.
Julio Cortés lanza su libro, con la rigurosidad de un historiador y la pasión de un artista militante.
Por la anulación de la resolución 167 del gobierno de Larreta.
Laura, actriz de Río Negro, ve una gran oportunidad de cara a las luchas de la clase trabajadora.