Educación

9/5/2022

ISFD 41 de Adrogué: crisis edilicia y educativa

¡Organicémonos para que el estado garantice una cursada digna y en condiciones para todxs!

Corresponsal

En el edificio del ex nacional funcionan diariamente 5 servicios educativos, provocando una saturación total del edificio y alterando las trayectorias pedagógicas de todxs los estudiantes, en especial de quienes cursan en el ISFD 41. La comunidad educativa del ISFD 41 puso de manifiesto, a través de un comunicado público, la terrible situación que atraviesan producto de la superposición de horarios y la utilización de los mismos espacios edilicios. Son 5 en total los servicios educativos que funcionan en el ex Nacional de Adrogué: dos secundarias, un centro de educación física, el terciario y ahora se sumó la Universidad Nacional de Almirante Brown.

La superposición debido a la falta de un edificio propio para cada institución genera toda serie de trastornos, como la imposibilidad de llevar adelante las prehora del terciario, debido al reclamo de los padres de secundaria, preocupados por la presencia de adultxs en el mismo espacio que sus hijxs menores, o la falta de mobiliario adecuado para cursar, lo cual lleva a que lxs estudiantes deban sentarse en el piso de las aulas para presenciar las clases.

La puesta en pie de la Universidad Nacional de Almirante Brown y la fundación de su edificio, tuvo más de evento político que de realidad, ya que en concreto la casa de estudios funciona en el ex Nacional, ocupando aulas que anteriormente estaban destinadas al profesorado. Por su parte, el nuevo edificio propio del ISFD 41 se demostró, tal cómo denunciaban lxs estudiantes organizadxs, insuficiente para la matrícula de miles cursantes, ya que solo cuenta con 6 aulas y allí sólo pueden cursar unas 3 carreras de las 8 que existen en el profesorado.

Estudiantes y docentes organizadxs han comenzado una serie de reclamos a los que dieron inicio con un comunicado público y que esta semana incluirá una asamblea para resolver acciones de lucha, todo esto sucede por fuera del centro de estudiantes que conducido por La Cámpora y el PJ local, se encuentra completamente adaptado a las políticas de ajuste de los gobiernos nacional, provincial y municipal.

Continuemos el camino de la tradición de la lucha docente estudiantil del ISFD 41 y exijamos al estado condiciones dignas de cursada para todxs, comenzando con la ampliación del nuestro propio edificio y la puesta en funcionamiento ya del de la UNAB.