18/12/2020
INSTITUTOS TERCIARIOS

No al cierre de profesorados y tecnicaturas en la provincia de Buenos Aires

A comienzo de diciembre llegaron a los institutos de formación docentes y técnicos de la provincia de Buenos Aires las ofertas de carreras para el ciclo lectivo 2021: aprovechándose de la falta de actividad presencial, tanto desde la Dirección de Educación Superior, como desde la Dirección de Educación Técnica, se avanzó en un cierre de carreras.

En las circulares, y sin que medie aviso previo, se notifica que algunas carreras se habilitan a ciclo cerrado, o sea, se abren por última vez. En otros casos, se propone la alternancia de carreras; es decir, que se dicte un año sí y un año no -extendiendo el tiempo de cursada estipulado de cuatro a ocho años.

La explicación que han dado las autoridades para avanzar sobre los institutos terciarios aducen a la falta de matrícula: pero como se puede comprobar en el ISFD 9 de La Plata, el cierre de Fonoaudiología va acompañada de la apertura en la universidad de un título similar con menos horas de cursada pero con más años de carrera, sin que exista ningún plan de asignación de horas para los docentes que perderían sus horas. Incluso hay profesorados, como el ISFDyT 42 de Bella Vista donde se cierra Química, en los cuales se ataca a materias que se encuentran en emergencia de cobertura de cargos en la escuela secundaria -en lugar de cerrarse debería incentivarse el aumento de la cantidad de egresados.

Demás está decir que la falta de matrícula está lejos de ser una realidad: año a año la educación terciaria sobrepasa la cantidad de inscriptos, lo cual plantea que no se necesitan cierres sino más edificios y cargos docentes. En Mercedes, la alternancia entre Historia y Geografía en el ISFD 7 (llevando a un tiempo de cursada de seis años), favorecerá directamente a la educación privada que seguirá ofreciendo carreras en cuatro años.

Tanto la Celeste en Suteba como el kirchnerismo han hecho silencio ante este ataque, como lo han hecho durante todo el año ante la falta de conectividad, becas y asistencia alimentaria para los estudiantes de educación superior y ante la precarización del salario docente con paritarias a la baja y la puesta en funcionamiento del programa ATR dónde se reemplaza la cobertura de cargos por un cuarto de salario docente.

Ningún cierre de carreras, rechazo de los ciclos cerrados y la alternancia, extensión de la oferta para que nadie quede afuera. Aumento inmediato del presupuesto educativo y puesta en marcha de un plan de obras para asegurar las condiciones de cursada y la finalización de los edificios propios. Organicémonos para luchar contra el ajuste en terciarios.

En esta nota

También te puede interesar:

Más de 600 delegados docentes de la provincia votaron dos días de paro y movilización para el 1 y 2 de marzo.
El Grupo Techint contó con el apoyo del Ministerio de Trabajo, la Justicia y la policía para que se levante la medida de fuerza y poder sacar su producción.