10/04/2020

Que nadie se quede afuera de las cursadas en los institutos terciarios de la provincia de Buenos Aires

UJS Terciarios PBA

En los terciarios de la provincia de Buenos Aires se están preparando las "clases virtuales" como una salida a la interrupción del ciclo lectivo que nos atraviesa por el contexto de la cuarentena obligatoria. Ante la situación de crisis económica y sanitaria, la Dirección de Educación Superior (DES) pretende que el próximo 14 de abril arranquen las cursadas bajo diferentes modalidades online.


En el conurbano bonaerense el 43% de los hogares carecen de llegada a internet (según datos del Indec) y no existen datos sobre el interior de la provincia, sin tener en cuenta los golpes sufridos por la profundización de la crisis económica a partir de la cuarentena. A esto debemos sumarle que dentro de la formación docente, en los planes de estudio, no hay materias que presenten capacitaciones en TICs (Tecnologías de la Información y la Comunicación) y tampoco existe un plan de acceso a computadoras o tablets para estudiantes de educación superior.


La imposición de la DES implica dejar afuera a estudiantes y docentes a los cuales les es imposible sostener las clases con modalidad virtual. En la mayoría de los ISFD se han desarrollado los cursos de ingreso con ese formato y los resultados fueron catastróficos, aparecieron cientos de consultas de estudiantes que no pudieron acceder a los contenidos porque no sabían, o porque no tenían los medios suficientes. También en el caso de lxs docentes sin capacitación, no lograron vincularse con las aulas virtuales. En muchos institutos tenemos la experiencia de la inscripción online a materias que terminan con páginas colapsadas y cientos de reclamos de compañerxs que no pueden anotarse.


En este panorama el ETO (Estudiantes Terciarios Organizados), pata de la burocracia docente Celeste en los profesorados, dice que el 98% de lxs estudiantes tenemos acceso a internet, con lo que se pueden comenzar las clases. Llegaron a esta conclusión haciendo una encuesta por Facebook, o sea que el que no tenía Internet no podía responder. En su comunicado plantean que "representan a los terciarios", pero omiten la exclusión de gran parte del estudiantado que tiene problemas de conectividad, agrandando la desigualdad entre quienes tienen acceso a las tecnologías y los que probablemente estén afrontando grandes carencias en esta situación de emergencia por la pandemia del Covid-19. No existe una salida real para lxs estudiantes bajo esta imposición.



Vamos por una alternativa que defienda las cursadas de todxs lxs compañerxs


Lxs estudiantes de los ISFD se vienen organizando en toda la provincia por las condiciones de cursada, los edificios propios, por el boleto educativo gratuito, contra el cierre de comisiones y el Proyecto Aguilar.


Desde la Unión de Juventudes por el Socialismo (UJS) entendemos que en estas condiciones de desigualdad, donde no se puede materializar el proceso de enseñanza y aprendizaje y tampoco se contempla la situación laboral de lxs trabajadorxs de la educación, resulta inviable considerar un inicio de clases normal. ¿Nos sirve tener los datos liberados o aulas virtuales gratuitas (como propone el ETO) si no tenemos computadoras, tablets o celulares adecuados? En ese sentido planteamos que el gobierno ponga a disposición el presupuesto y todos los recursos necesarios para garantizar la conectividad en vez de destinar millones en la deuda externa.



Frente a esta situación, desde la UJS planteamos la reprogramación del calendario académico para que ningún estudiante quede afuera de su carrera. Si bien la virtualidad puede funcionar para recibir bibliografías y para comunicarse con el docente, bajo ningún punto de vista se puede permitir que se pase lista o se tomen evaluaciones. No se debe discriminar a quienes no pueden acceder. Exigimos que vuelvan a abrirse las inscripciones cuando empiecen las clases presenciales para todxs lxs que no se pudieron anotar a las materias.


Por otra parte, remarcamos la importancia de los desdoblamientos de cursos superpoblados que hoy son un peligroso foco de contagio, reparaciones de infraestructura y construcción de los edificios y aulas faltantes. Que Kicillof implemente las TICs a toda la comunidad educativa y que junto con los Consejos Escolares provea de insumos de higiene y salubridad a todas las instituciones educativas.


Reprogramación del calendario académico y de todos los finales, así como todas las medidas a aplicarse, acordados con docentes, estudiantes y auxiliares. Que nadie quede afuera de la regularidad en este contexto.


Aumento a $10.000 y adelanto de la beca Progresa.


Firma el petitorio



 

También te puede interesar:

El próximo 7 de diciembre desde las 14hs se realizará un nuevo Congreso Ordinario de la Federación Universitaria de La Plata.
Es la segunda partida más grande contemplada en el proyecto de Presupuesto 2022 de la provincia de Buenos Aires.