15/08/1995 | 460

La movilización internacional salva la vida de Mumia Abu Jamal

La movilización internacional logró la suspensión indefinida de la condena a muerte de Mumia Abu Jamal, militante negro norteamericano. Ex militante de la organización radical Panteras Negras y periodista de radio, reconocido por su sistemática denuncia de la brutalidad policial contra los negros, Abu Jamal fue condenado a muerte por el asesinato de un policía ocurrido en 1982 en Filadelfia y que, claro, no había cometido.


Las irregularidades de la mascarada judicial que lo condenó –señalarlas ocuparía varias páginas– convertían su ejecución en un “asesinato político legal”.


La movilización internacional (se realizaron numerosas manifestaciones en los Estados Unidos y Europa) y el pronunciamiento de numerosas organizaciones y personalidades en todo el mundo lograron salvar su vida. Pero también contribuyó el temor del gobierno del estado de Pennsylvania a “una repetición de los sucesos de Los Angeles” (Le Monde, 9/8), la “pueblada” de los negros de Los Angeles cuyo detonante fue la absolución judicial de un grupo de policías que habían apaleado a un trabajador negro.


Suspendida indefinidamente, la condena, sin embargo, sigue en pie y Abu Jamal continúa encarcelado en el llamado “corredor de la muerte”. Hay que seguir la movilización hasta la anulación de la condena y la libertad de “la voz de los sin voz”, como apodan a Jamal sus compañeros negros.

En esta nota

También te puede interesar: