Juventud

18/2/2022

Campamento de la UJS-JPO en Catamarca

El fin de semana del 11 al 14 de febrero en Las Lajas-Paclín se llevo a delante el campamento de verano de la UJS (Unión de Juventudes por el socialismo) y la JPO (Juventud del Polo Obrero), desarrollando el curso de formación política “Del Argentinazo a nuestros días” a cargo del dirigente provincial Pedro Saracho.

Durante los 3 días en un paradisiaco valle entre montañas, disfrutando hermosos paisajes, río y mucha naturaleza, se llevaba a delante debates entre cuarenta jóvenes de distintos departamentos de la provincia, las delegaciones contaron con militantes de distintas luchas.

Formó parte de las actividades con toda una delegación de Andalgalá Ailen Saracho Diamante, procesada con otros 11 militantes ambientales por oponerse a la explotación de la mega minera MARA-Agua Rica, otra de las compañeras que ha participado fue Ruth Chocobar referente del PDT y del movimiento de mujeres en la provincia.

En las comisiones de discusión del Curso se trataron los temas sensibles de las luchas que protagoniza la juventud de la provincia y la de todo el país, entre ellos y el más discutido debido ya que los compañeros de la Juventud del Polo Obrero fue una parte importante de la concurrencia del curso, la desocupación de la juventud, la precarización laboral y el método de los planes sociales como un mecanismo de precarización de masas de trabajadores jóvenes.

Tuvimos los testimonios de jóvenes trabajadores cosecheros que planteaban las dificultades que tiene este trabajo y lo precario de las condiciones del mismo, trabajadores de la construcción que con su 30 años tenían mas de 10 años de experiencia en la construcción y que todos estos años estuvieron bajo un régimen en negro y sin ninguna posibilidad de estabilidad laboral y así una suma de oficios que ejercen nuestros jóvenes que tiene como hilo conductor la precariedad.

 

La situación de los estudiantes en la provincia estuvo reflejada con compañeros estudiantes universitarios, terciarios y secundarios que presentaban las dificultades en la que atravesaron durante la virtualidad y hoy con la miseria creciente entre los trabajadores, se planteo la necesidad de una lucha descarnada por los derechos a la educación, pegada a la de trabajo genuino para los jóvenes de los barrios más postergados.

Otro debate que tuvo relevancia dentro de las comisiones fue la lucha por Mariano Ferreyra, asesinado en manos del gobierno K y la burocracia sindical, un momento en donde se reflexionó la lucha de Mariano, como un claro ejemplo de que la juventud luchadora tiene que estar del lado de los trabajadores, en las calles, como lo hizo con los ferroviarios tercerizados, la lucha de Mariano vive y revive en cada uno de lxs jóvenes que hoy nos sumamos a luchar por nuestros derechos.

El Campamento fue un montón de debate, conclusiones que coloca como la antesala de la organización de grandes jornadas de luchas, que estaremos obligados a atravesar por el ajuste que desarrolla el gobierno de los Fernández-Fernández y los gobernadores para pagar la deuda con el FMI, que tendrá como principal damnificados a la juventud trabajadora.

Una gran tarea queda planteada después de esta experiencia, la importancia de avanzar la organización de les jóvenes estudiantes y trabajadores, la de fortalecer la lucha que venimos llevando a delante contra este ajuste, con un cumulo de luchadores mejor preparados y con un partido de los trabajadores conformado por los mejores representantes de estas luchas.