Longchamps: remueven a comisario después de una movilización popular


El comisario de la 4ta de Longchamps fue removido de su cargo luego de varias denuncias y una masiva movilización de vecinos a la comisaría.


 


Zona liberada y movilización popular


 


El pasado 12 de abril, mientras las cámaras de televisión entrevistaban a una familia que había sido víctima de una entradera, decenas de vecinos de los barrios Viplastic y Rayo de Sol de la localidad de Longchamps, empezaron a acercarse y a denunciar situaciones similares y aún más graves: secuestros con pedidos de rescate, hurtos y accionar de motochorros.


 


A la denuncia mediática le siguió una masiva movilización a la comisaría 4ta cuya principal consigna fue la complicidad policial en el entramado delictivo. Los vecinos tienen motivos de sobra para hacer hincapié en esto, ya que varias víctimas de los hechos de "inseguridad' señalaron que los delincuentes usaban tecnología de comunicación similar a la de la policía y además conocían a la perfección los "horarios libres de patrullaje". Se trata a las claras de una zona liberada.


 


El principal logro de la movilización fue la claridad política con la que se dotó el conjunto de vecinos para señalar la responsabilidad del Estado en esta problemática.


 


 


Antecedentes


 


No es la primera vez que el partido de Almirante Brown está en el ojo de la tormenta por casos de complicidad policial. El año pasado, estalló un escándalo cuando el jefe distrital de la policía tuvo que ser removido debido a la salida a la luz de escuchas en las que este brindaba información​ a un conocido delincuente de Quilmes. También proliferan los casos de gatillo fácil (el de Lautaro Bugatto por ejemplo) o las redes de trata apadrinadas por policía (Ailén López es un caso emblemático).


 


Estado policial


 


La respuesta del estado municipal fue el descabezamiento del jefe de la comisaría 4ta, la clásica maniobra del cambiar para que nada cambie; al otro día de esta decisión, las calles de Longchamps se llenaron de policías prodigando todo tipo de controles abusivos, una pantomima para salir del paso.


 


El intendente Mariano Cascallares, del FpV, viene incursionando en el reforzamiento del aparato represivo desde que asumió, con la venía absoluta de la gobernación bonaerense, quien asistió con recursos extraordinarios los planes de "seguridad". A las claras se ve que más policía es sinónimo de más inseguridad.


 


Nuestro planteo


 


Exigimos una comisión independiente que investigue la complicidad policial en el entramado delictivo. Que se abran los libros de las comisarías y se ponga en conocimiento de la comunidad la planificación de seguridad del distrito. Que las cúpulas policiales sean electas y revocables por la comunidad. Basta de gatillo fácil. Basta de reprimir a la juventud. Basta de zonas liberadas para el delito y las redes de trata.

También te puede interesar:

Patoteada playera y zona liberada por la Bonaerense.
Es la segunda partida más grande contemplada en el proyecto de Presupuesto 2022 de la provincia de Buenos Aires.
Cientos de vecinos exigieron justicia y denunciaron encubrimiento policial.