San Fernando: nuevo caso de abuso policial

La noche del pasado miércoles efectivos de la comisaría 4ta de San Fernando junto a la policía comunal del municipio ejercieron violencia institucional, irrumpiendo de manera ilegal a un domicilio de Villa Del Carmen donde golpearon, amedrentaron y se llevaron detenidos a dos jóvenes de 17 años que se encontraban en la vereda. Este lugar también funciona como merendero comunitario. 


Todo sucedió cuando se encontraban los dos jóvenes de 17 años tomando una gaseosa en la vereda y pararon dos patrulleros diciéndoles de manera prepotente que se metieran a la casa; los jóvenes sin decir nada ingresaron a la vivienda.


A los pocos minutos, con un despliegue de efectivos para enfrentar un batallón, llegaron más patrulleros y policías, quienes bajo las órdenes de un oficial de apellido López, patearon el portón de la casa y, sin mostrar orden judicial, entraron ilegalmente al domicilio para detener a los dos menores que no habían cometido ningún delito. Tiraron tiros -hay videos donde se pueden escuchar-, golpes, patadas y revisaron lo que se encontraran en su camino.


“Ingresaron pateando la puerta, rompiendo cosas dentro de la casa de mi hijo” relata María Teresa (madre y tía de los respectivos jóvenes).


Rápidamente se llevaron a los jóvenes a la comisaría 4ta donde los retuvieron por más de 5horas. Allí siguieron golpeándolos y amedrentándolos.


Antes de liberarlos le hicieron firmar documentos cuyo contenido aún es desconocido por la familia.


Otro de los abusos cometidos por parte de estos efectivos al ingresar al merendero comunitario fue revolver la casa y llevarse elementos con los que ellos trabajan, entre otras cosas. 



Ambos jóvenes tuvieron que ir al hospital de San Fernando por una revisión medica debido a los golpes recibidos. María Teresa cuenta que a su hijo le aflojaron un diente y a su sobrino le quebraron un dedo.


A raíz de esto la familia está avanzando en la denuncia del hecho y la ilegalidad del procedimiento de las fuerzas policiales.


Mientras la crisis social y sanitaria crece teniendo a los vecinos de los barrios como principales afectados es de suma urgencia que los vecinos lleven a cabo asambleas independientes del gobierno conformando comisiones de vecinos para denunciar los abusos policiales y defender a los jóvenes del barrio.


 Exigimos que se investigue lo sucedido y que los efectivos que llevaron adelante estos atropellos sean separados de sus cargos.


¡Basta de abusos policiales y de criminalizar a la juventud!



 

También te puede interesar:

El gobernador Axel Kicillof habla de “reubicaciones” pero no hay nada en concreto.
En el marco del juicio por crímenes de lesa humanidad que se desarrolla en Bahía Blanca.
El compañero Quispe del MTR-VL murió a metros del hospital sin ser asistido.
En la reunión paritaria, sus ministros justificaron el ajuste.