Ante la crisis alimentaria y sanitaria en Lomas de Zamora, vamos al corte de Puente La Noria

Martes 9 de junio desde las 10 horas. Con hambre no hay cuarentena.

La crisis alimentaria y sanitaria se desenvuelve con una velocidad atroz en el distrito de Lomas de Zamora. Escasean los alimentos, no se proveen los insumos sanitarios, colapsan los servicios médicos y los testeos por Covid-19 son por demás, escasos. Toda la zona de Cuartel IX (Budge, Fiorito, El Tongui, Olimpo, Barrio Obrero, etc.) reproducen las peores condiciones de vida en medio de la pandemia.


Desde el comienzo de la cuarentena, el Ejecutivo municipal de Martín Insaurralde ha cortado toda la provisión de alimentos e insumos sanitarios a los comedores y organizaciones sociales. Los docentes del distrito reconocen un faltante de por lo menos 20.000 cupos alimentarios en el Servicio Alimentario Escolar, que se distribuye con largas filas en las escuelas. La combinación entre la cuarentena y la falta de alimentos está llevando a muchas familias obreras a la desesperación y a tener que salir a la calle a pesar de exponerse al contagio.


El Hospital Gandulfo –hospital de cabecera en el distrito- se ha convertido a su vez en un foco de infección, debido a las precarias condiciones a las que son sometidos sus trabajadores. Es lo que quedó al descubierto con la muerte de María Esther Ledesma, trabajadora dentro de los grupos de riesgo, a la que se le negó reiteradas veces la licencia y murió a causa del virus.


Ante esta grave situación, las organizaciones sociales y piqueteras venimos impulsando ollas populares y entregando los pocos alimentos con los que contamos. En reiteradas ocasiones hemos solicitado al municipio que arbitre los recursos alimentarios y sanitarios para poder garantizar la cuarentena, pero la conducta de las autoridades municipales ha sido intransigente: compromisos que no se cumplen y la negativa a recibir los reclamos de la población más pobre del distrito.


Desde el Polo Obrero, el Frente de Lucha Piquetero y otras organizaciones del distrito venimos manifestándonos para que el gobierno atienda estos reclamos urgentes; sin embargo, en la última acción que realizamos ni siquiera accedieron a recibirnos. Por estos motivos, las organizaciones sociales y piqueteras hemos unificado todos los planteos detrás de una acción común para el próximo martes 9 de junio, con un corte en el Puente La Noria, para hacer oír nuestros reclamos. El municipio debe dar respuesta al hambre y la emergencia sanitaria en los barrios. Con hambre no hay cuarentena.


Reclamamos la entrega inmediata de alimentos a nuestros comedores, merenderos y vecinos que lo necesiten; trabajo genuino y obra pública en los barrios, bajo convenio y equipamiento pertinente en el marco de la cuarentena; mayor presupuesto y abastecimiento inmediato para hospitales y todas las salitas del distrito; basta de militarización en los barrios populares; testeos masivos y aislamiento en condiciones dignas para las personas infectadas; urbanización de los barrios populares (zanjeos, tendido eléctrico, etc.). Asegurar agua potable en todos los barrios.



 




 

También te puede interesar:

Más de 200 trabajadores contagiados.
Luego de una importante audiencia pública con trabajadores de la salud del Amba.
A 2 años del asesinato laboral por la explosión de la escuela primaria N°49.
Avanza la lucha contra el cierre y en defensa de los puestos de trabajo.
La enfermera Lucila Nuñez tenía 57 años y había pedido reiteradamente un cambio de sector, pero no fue escuchada.