Contra las bajas de planes: jueves 15, la Unidad Piquetera va a piquetes en todo el país

Denuncian la política antipopular del gobierno y el bono de hambre de $13.500.

Federico Imas @ojoobrerofotografía.

La Unidad Piquetera convoca a cortes de ruta y piquetes, este jueves 15, en los principales puentes y arterias del país en rechazo a las bajas en los programas sociales y a la política antiobrera del gobierno contra los trabajadores desocupados y precarizados.

En el marco de una auditoría virtual con una página oficial saturada e infinidad de inconvenientes, la judicialización e investigación del Potenciar Trabajo, con la amenaza de 150.000 bajas, los recortes en la entrega de alimentos a los comedores populares y otros ataques, el gobierno acaba de anunciar un bono de miseria que sería de unos $13.500: menos de la mitad de lo poco que cobran los beneficiarios del programa.

La medida no sirve para recomponer el poder adquisitivo perdido durante el último año, producto de la escasa actualización del salario mínimo y el ajuste que el gobierno desenvuelve cobre la asistencia económica y social a los trabajadores más empobrecidos.

Desde la Unidad Piquetera denuncian un agravamiento del hambre y la miseria social de la mano de la aplicación el programa del FMI, que lleva a más de 20 millones de personas a la pobreza: un 43,1% de la población, como reveló recientemente un informe del Observatorio de la Deuda Social de la UCA.

El gobierno viene de retacear el pago del Potenciar Trabajo y no está garantizado que esta situación se vuelva a repetir, afectando a cientos de miles de trabajadores que dependen del escaso ingreso del programa para cubrir sus necesidades más elementales.

Las organizaciones piqueteras denuncian la existencia de una “instrucción ministerial” para proceder a bajas masivas en los planes sociales. Además, señalan que el Potenciar Trabajo se encuentra en menos de la mitad de la canasta alimentaria de indigencia, y que el bono anunciado por el gobierno de $13.500 es menos que un paliativo.

La Unidad Piquetera reclama un bono equivalente al 100% del Potenciar Trabajo como para compensar parte de lo perdido durante el año, en el camino a una recomposición de sus ingresos para cubrir una canasta básica y acceder a trabajo genuino. También, exigen que se restablezcan los programa caídos y la entrega de los alimentos comprometidos.