Enfrentemos la criminalización de la protesta

Campaña de la Juventud del Polo Obrero.

Las organizaciones que salimos a luchar somos fuertemente atacadas por el gobierno

Los y las jóvenes del Polo Obrero venimos impulsando actividades y acciones de lucha en defensa de la movilización y contra la persecución a quienes luchan. Participamos del Encuentro Antirrepresivo que votó una movilización que se realizó el jueves 9 de noviembre junto con el Encuentro Memoria Verdad y Justicia y otras organizaciones barriales y de derechos humanos, donde reclamamos fue la absolución de César Arakaki y Daniel Ruiz, que siguen siendo perseguidos por haber participado de las enormes movilizaciones contra la reforma antijubilatoria de Macri.

En todo el país los gobiernos llevan adelante políticas de persecución y criminalización a quienes combaten el enorme ataque a los trabajadores ocupados y desocupados; a les pibes que defienden la educación pública, como fue el caso de la joven estudiante de Lenguas Vivas en Capital Federal, que denunció en las redes sociales que le quieren imponer una multa de 2 millones de pesos a la familia, por haber participado en una medida de lucha del profesorado, por reclamo de emergencia edilicia.

Vivimos este año la persecución a Seba Copello de Jujuy, de Martín Rodríguez y Lorena Torres de Mendoza, Emanuel Berardo de Córdoba, Santiago Vasconcelos de Chubut, para nombrar solo algunos de los imputados de una enorme lista.

Las organizaciones que salimos a luchar somos fuertemente atacadas por el gobierno y la justicia porque somos una referencia de lucha en todo el país contra el hambre, el ajuste y la desocupación.

Desde la Juventud del Polo Obrero impulsamos una gran campaña en los barrios, lugares de estudio y trabajo, de pintadas, pegatinas y asambleas por la absolución de César Arakaki y Daniel Ruiz, y por el desprocesamiento a todos los luchadores.