Los vecinos del barrio Rodrigo Bueno se organizan ante el coronavirus

Este fin de semana se conoció el primer caso en la zona

Este fin de semana se conoció la noticia del primer caso de Covid-19 en el barrio Rodrigo Bueno. Con este, la cantidad de casos en los barrios populares llega a 183, según cifras oficiales. Lo que preveíamos como una bomba de tiempo ya comienza estallar, sobre todo habiendo sucedido hace apenas 2 días la primer muerte en la villa 31.

El barrio Rodrigo Bueno se encuentra ubicado al sur de la ciudad de Buenos Aires, pegado a la reserva ecológica. Allí el gobierno de Horacio Rodríguez Larreta avanzó con un plan de urbanización en sus términos, sin resolver el problema habitacional del barrio e incluso generando conflictos como la acumulación de escombros y basura a partir de las obras.

En Rodrigo Bueno, los vecinos, juntando voluntades y organizándose han puesto de pie una olla popular que funciona dos veces por semana y reparte más de 100 platos de comida por día. Frente al crecimiento del hambre y la desocupación, los vecinos decidieron participar de la campaña de denuncias que el Polo Obrero está llevando adelante, sacándose fotos con los siguientes reclamos: “Kit sanitario para las familias”, “situación de emergencia en Rodrigo Bueno. Alimentos ya”, “con hambre no hay cuarentena” y otras frases representativas de sus necesidades.

El Polo Obrero se ha dado la tarea de empadronar a las familias de Rodrigo Bueno a fin de incluir al barrio en los reclamos por bolsones de alimentos y kit sanitarios para las familias. Es necesario seguir organizándose para que el gobierno aumente la cantidad de mercadería para los comedores y cumpla su compromiso de abrir puntos de entrega de alimentos en Rodrigo Bueno y en todos los barrios. Que la repartición de los bolsones de comida y artículos de limpieza se realice bajo control de los propios vecinos organizados y se distribuyan en forma justa e igualitaria.

 

 

 

El 7, nos movilizamos

 

Este jueves, la Legislatura vuelve a sesionar y el oficialismo pretende promulgar una ley de emergencia, que además de ser un ataque directo contra los salarios de las y los trabajadores docentes, estatales y precarizados, avanza en el recorte de fondos públicos, como el del IVC, encargado de las obras de urbanización, mantenimiento y saneamiento, toda una declaración de principios. Mientras la crisis sanitaria avanza, Larreta pretende pagar 50 mil millones de pesos de deuda, como establece la ley en discusión.

El Partido Obrero y el Polo Obrero movilizarán ese día junto a las y los trabajadores ocupados, precarizados y desocupados, y gremios combativos, llamando a rodear la legislatura, tomando todos los cuidados necesarios por el coronavirus, para rechazar este proyecto, y por todos los reclamo de las villas de la ciudad.

 

También te puede interesar:

El Indec publicó su informe sobre la valorización mensual de la canasta básica alimentaria y de la canasta básica total en el Gran Buenos Aires.
Las intervenciones de Amanda Martín, Gabriel Solano y Tati Fernández, del FIT-U, entre más de 2.500 inscriptos.
Una tragedia evitable, que expresa toda la crudeza de la crisis social y la desidia del Estado.
El aumento de los alimentos apunta a ensanchar la brecha que existe entre los ingresos populares y el costo de vida.