Mujer

8/3/2022

8M: movilizamos en todo el país contra el pacto colonial del gobierno con el FMI

Foto: Federico Imas

En una nueva jornada del Día internacional de las mujeres trabajadoras, se realizaron concentraciones y movilizaciones en todo el país. La jornada principal fue en el Congreso, producto de la coordinación de importantes asambleas independientes realizadas previamente en Parque Centenario. La propuesta de las organizaciones del Frente de Izquierda fue tomada por la asamblea independiente que mantuvo incesante la lucha por nuestras demandas durante estos dos años de gobierno de Alberto Fernández y Cristina Kirchner. La movilización fue bajo la consigna “No al pacto del gobierno con el FMI. Contra la violencia hacia las mujeres y disidencias. Basta de represión a las, los y les que luchan”. Un claro contraste con la actividad montada -también en Congreso- por el espectro de organizaciones kirchneristas y afines que se integraron al campo gubernamental y fondomonetarista a expensas de nuestras reivindicaciones.

“La convocatoria es un éxito”, señaló Vanina Biasi, dirigente del Partido Obrero y el Plenario de Trabajadoras, quien apuntó también que “no nos comemos el verso de ningún gobierno. A nosotras no nos van a desviar nuestro foco de atención, que es defender a las mujeres y diversidades y exigir al Estado que tome las medidas necesarias para terminar con esta realidad que estamos viviendo”. A su vez, explicó que en este 8M “el paro en los lugares de trabajo fue garantizado por los sectores antiburocráticos y no por las burocracias sindicales”.

“Hay que enfrentar el hambre, la violencia y los femicidios organizándonos en forma independiente”, resaltó Romina Del Plá, diputada nacional del FIT-Unidad, quien participó el lunes del plenario conjunto de comisiones que discutió el acuerdo de refinanciación de la deuda con el FMI, que se pretende poner a votación el jueves. En esa reunión, Romina desenmascaró ante el ministro de Economía Martín Guzmán los aspectos más graves del pacto: la revisión trimestral de las cuentas públicas por parte del organismo financiero internacional; los tarifazos en los servicios públicos y la elevación de la edad jubilatoria.

El documento

El documento leído en el acto independiente se pronuncia en contra del pacto con el FMI, exigiendo presupuesto para combatir las violencias. Coloca un importante pronunciamiento: “mientras en el Congreso el Frente de Todos y Juntos se preparan para aprobar el acuerdo con el FMI, las burocracias sindicales de la CGT y las CTA lo apoyan o critican de palabra. No hacen nada para enfrentar esta estafa, cuando haría falta un paro general y un plan de lucha hasta derrotarlo. Todas son cómplices del ajuste en marcha y las reformas laborales por sector. Por eso de nuevo este 8M se han negado a convocar a asambleas y a un paro real, construido desde las bases. Desde este palco convocamos a todas y todes a movilizarnos masivamente contra el acuerdo del gobierno con el FMI el día de la votación, jueves 10 de marzo”.

“Volvemos a denunciar las violencias patriarcales, indignadas e indignades por la violación en grupo en Palermo. Reclamamos la aplicación efectiva de la Interrupción Voluntaria del Embarazo en todo el país, la Educación Sexual Integral, científica y feminista en todos los niveles, aparición con vida de Tehuel, absolución inmediata para Higui, libertad para les compañeres detenides en Jujuy, justicia para las niñas asesinadas en Paraguay, aparición con vida de Lichita y absolución de Laura Villalba”, señala el texto en sus primeros párrafos.

“Las mujeres y disidencias atravesamos la pandemia con una salud pública vaciada, menos derechos laborales y planes sociales de miseria, ahora congelados por orden del FMI. Las mujeres somos el 70% de las 5 millones de personas indigentes, sin ninguna ‘política con perspectiva de género’ como las que pregona este gobierno”, cita el documento.

Al respecto, vale señalar que se creó un Ministerio de Mujeres y Diversidad que se dedica a organizar caterings entre funcionarias, y lo más que hizo fue el ridículo del barbijo rojo y luego lanzar el Programa Acompañar, al que muy pocas mujeres pudieron acceder por solo 6 meses y montos de miseria. Se han esforzado en presentar los planes sociales (hoy congelados a demanda del FMI) como políticas de género, cuando son apenas una política para perpetuar en la miseria y sin posibilidades de romper con la violencia a cientos de miles de mujeres. Tampoco pueden hablar de la ESI ni de separación de la iglesia del Estado, porque son parte de un gobierno bergoglista.

El documento denuncia al Poder Judicial como pata del Estado que abandona a su suerte a quienes denuncian, revictimiza y además ampara a los violentos y agresores. El punto no es menor porque desde esta organización independiente debemos denunciar y combatir toda la demagogia oficialista respecto de una supuesta “reforma judicial feminista” que no ha sido más que un slogan para encubrir la asociación perversa entre el poder político y una justicia clasista, corrupta y machista.

Testimonios

En la jornada participaron referentes del movimiento obrero, piquetero, estudiantil y de las diversidades. Amanda Martín, de Ademys, hizo referencia al paro docente de la jornada de hoy en CABA.

La Comisión de Mujeres del Sutna (sindicato del neumático), de cuya fundación se cumplen tres años, se hizo presente en Congreso. Maqui, integrante de dicha comisión, rechazó el acuerdo con el FMI.

 

Tatiana Fernández Martí, de la UJS, señaló que las políticas de ajuste que traerá aparejado el pacto con el FMI tendrán un impacto sobre la educación pública.

Participó también Mayra, hija de Nancy Montiel, quien se encuentra presa por denunciar un abuso sexual grupal. Convocó a movilizar el 14 de marzo en Mercedes, donde se presentará un pedido de prisión domiciliaria, que le fue negada ya tres veces.

Benja, de la Agrupación 1969, se refirió a la lucha por la absolución de Higui (en vísperas del comienzo del juicio que se le llevará, tras defenderse de una violación); y por Tehuel, de cuya desaparición de se cumple el 11 un año.

Gabriela de la Rosa, del Polo Obrero, reclamó la liberación de las compañeras y compañeros detenidos en Jujuy, tras una brutal represión del gobierno de Gerardo Morales contra organizaciones que reclamaban asistencia alimentaria.

Dos orientaciones

Las organizaciones oficialistas tuvieron sus reuniones cerradas para impulsar un acto en la misma plaza Congreso y una convocatoria propia. La reunión fue difundida en redes sociales del Colectivo Ni Una Menos una vez que ya había ocurrido. Hicieron una reunión clandestina para excluir a la izquierda y las organizaciones de lucha, porque buscaban montar una tribuna que no cuestione al gobierno y su pacto con el Fondo, que agravarán brutalmente el hambre, la miseria y la represión que nos golpea especialmente a las trabajadoras.

Este 8M la jornada de lucha por nuestros derechos corrió por cuenta de la Asamblea Independiente de mujeres y diversidades, que no sólo se movilizó masivamente contra el pacto con el FMI y el ajuste, sino por todas nuestras reivindicaciones: la separación de la Iglesia y el Estado; por la ESI y el efectivo cumplimiento del aborto legal; contra la violencia, los femicidios y la impunidad del Estado, por el salario y las condiciones de trabajo que entregan la CGT y las CTA, y contra el hambre.

Interior

Desde Rosario, donde hubo una concentración en el Monumento a la Bandera. Carla Deiana, del Plenario de Trabajadoras y el PO, reclamó justicia para las víctimas de violencia de género y la elección popular de jueces y fiscales.

“Somos miles en las calles”, señaló Cintia Frencia, concejal del FIT-Unidad por Córdoba capital.

Desde su cuenta en Twitter, Gabriela Cerrano, del Partido Obrero de Salta, posteó fotos de los preparativos de la jornada.

A lo largo y ancho del país, las mujeres le dijeron no al pacto con el FMI.