17/01/2021
NI UNA MENOS

A un mes del femicidio de Florencia Romano

El crimen de la joven mendocina de 14 años y la lucha para que paguen todos los responsables.

El femicidio de la adolescente Florencia Romano conmovió a gran parte del pueblo mendocino y principalmente a la juventud y el movimiento de mujeres, quienes llegaron a protagonizar movilizaciones masivas pidiendo justicia.

Un mes después el gobierno solo ha detenido al asesino material (Pablo Arancibia), pese a que quedaron expuestas frente a toda la sociedad las responsabilidades directas del cuerpo de Policía a cargo de Roberto Munives y por ello del Ministerio de Seguridad que comanda Raúl Levrino, tras la viralización del llamado al 911 que fue ignorado mientras Flor permanecía secuestrada. Así se consolida un marco de impunidad frente a los responsables políticos, defendidos públicamente por el gobernador Rodolfo Suárez. Un marco que solo puede ser roto con la movilización popular.

Con esta concepción es que en el corazón del barrio donde vivía Flor, vecinos, amigos, compañeros/as del Polo Obrero, junto a la colaboración de artistas, han impulsado durante la semana distintas actividades en su memoria y por el pedido de justicia. El día martes 12 (día en que se cumplió un mes de su asesinato), la convocatoria a una soltada de globos fue importante. Luego siguió la preparación de un mural a cuadras de donde vivía y al siguiente día la reinauguración con su nombre del comedor donde asisten la madre y el hermano, ambas con gran convocatoria.

El comité del PO de Guaymallén preparó minuciosamente estas jornadas con la concepción de que es necesario profundizar la lucha para que los responsables políticos paguen.

La lucha de justicia por Flor y todas las asesinadas por este sistema podrido está más que vigente y es la corroboración de que es necesario un cambio de régimen profundo.

¡Hasta no lograr justicia y que los responsables políticos paguen, no vamos a parar!

 

 

También te puede interesar:

Ante los femicidios, la desocupación, el hambre y la educación sexual integral copamos las calles.
Comenzó con un paro de 48 horas el plan de lucha de las y los trabajadores de la salud. La próxima semana serán 72 horas y la siguiente 96 horas.
El 8 de marzo movilizamos a Plaza de Mayo y en todo el país.