31/12/2021
Tucumán

El exfiscal Albaca es condenado por encubrimiento agravado del crimen de Paulina Lebbos

A casi 16 años del femicidio de Paulina Lebbos.

Luego de casi 16 años del femicidio de Paulina Lebbos, se demostró que distintos personajes desde el Estado habían actuado en el encubrimiento del mismo. Antes de Carlos Albaca, ya fueron encontrados culpables el exsecretario de Seguridad, Eduardo di Lela, el exjefe de la policía, Hugo Sánchez, y el exsubjefe, Nicolás Barrera, así como también otros miembros de la fuerza de la Regional Norte.

A Albaca se lo juzgó por la enorme cantidad de anomalías durante la investigación del crimen de Paulina, como ser la demora en la práctica de pruebas genéticas y procesamiento de pistas, dejando que algunas se degraden y se pierdan; análisis de teléfonos celulares; la carátula de secreto de sumario sobre el expediente, restringiendo la posibilidad de acceder a él a solo dos personas, él mismo y su secretario, y de mantener paralizado el proceso durante 7 años; le quitó la querella a Alberto Lebbos, padre de Paulina, y se la concedió a César Soto, expareja de ella y único condenado por cómplice en el crimen; entre diversas otras irregularidades. Durante el juicio, la querella denunció además que en reiteradas oportunidades las maniobras que Albaca y su entorno llevaban a cabo con el fin de perpetuar su accionar.

Sin embargo, los autores del asesinato siguen libres. Si bien Soto fue condenado, solo fue como partícipe y no se lo encontró como perpetrador del hecho. Las líneas de investigación que apuntaban hacia “los hijos del poder”, señalando principalmente a Sergio Kaleñuc (hijo del secretario de Alperovich) y Gabriel Alperovich (hijo del por entonces gobernador), fue descartada por el mismo Albaca.

Pese a esta condena, conquista de la lucha, debemos permanecer en alerta porque todavía Albaca puede apelar a la misma y no fue dictada la prisión preventiva. Además, debemos redoblar las fuerzas para llevar al banco de los acusados al mismo José Alperovich, cabecilla del gran entramado de encubrimiento de este terrible crimen. No nos olvidemos además que los asesinos siguen sueltos. ¡Justicia por Paulina Lebbos y todas las víctimas de la impunidad!

 

 

También te puede interesar:

Volvemos a reclamar #NiñasNoMadres.
Los aumentos de la luz en el interior del país.
Entrevistamos a Irene Benito, periodista de La Gaceta perseguida por revelar la corrupción del aparato judicial en Tucumán.
Para peronistas, kirchneristas y macristas, los pibes son descartables.