30/06/2021

Entre Ríos: no queremos una Fátima más

El pasado viernes hubo un intento de femicidio en Paraná.
PdT Entre Ríos

Verónica Lescano y sus hijes fueron atacados en su vivienda, por parte de la expareja de la víctima, quien les prendió fuego el lugar, causándoles graves heridas y por las que hoy se encuentran peleando por sus vidas. Verónica, al igual que miles de mujeres de nuestro país, son víctimas de violencia de género por parte de sus ex parejas. Todas ellas tienen un historial de denuncias, botones antipánico, y restricciones que no son suficientes.

En el mes de mayo publicó un video donde advertía esta situación y denunciaba el abandono hacia su persona e hijes, por parte de juez Mauricio Mayer.

Esto pone de manifiesto no solo el desamparo en el que se encuentran las víctimas tras realizar la denuncia, y donde las medidas que se implementan no tienen por finalidad la salida de la situación de violencia, sino todo lo contrario: depositan la responsabilidad en la propia víctima y donde tampoco hay un seguimiento ni dispositivos para abordar a los violentos, sino que al mismo tiempo que se desnuda la revictimización y violencia por parte del poder judicial contra las víctimas.

El Plenario de trabajadoras, junto al polo obrero y otras organizaciones, nos hemos movilizado a los Tribunales en Paraná en la mañana del 28/6, para exigir Justicia por Verónica y su familia, al mismo tiempo que denunciamos la responsabilidad del Estado.

Está claro que ni el gobierno nacional, a través del tan publicitado Ministerio de la mujer, ni los provinciales, ni municipales, dan respuesta a este problema de la violencia y los femicidios, por lo que es indispensable poner en marcha un plan integral de protección de las mujeres víctimas de violencia de género, mediante la creación de un Consejo Autónomo, con presupuesto propio, electo por mujeres y con cargos revocables.

Al mismo tiempo que se hace más que necesario terminar con la dispersión de las causas en fueros diferentes y multiplicidad de juzgados para crear un fuero único en materia de violencia de género, sumado a la elección de jueces y fiscales con mandatos revocables.

Frente a esta realidad, de un Estado que no asiste de manera integral a las víctimas, que no hace ningún seguimiento de sus denuncias, que no destina presupuesto, y que nos vulnera y violenta cada día, desde el Plenario de Tabajadoras, entendemos que mujeres y diversidades debemos organizarnos con independencia de los partidos patronales, y de los gobiernos de turno, que llevan adelante una política fondomonetarista, que nos impacta más duramente a las mujeres de la clase trabajadora.

Tenemos que salir a las calles por la puesta en pie de un Consejo Autónomo de Mujeres; por la construcción de centros integrales para asistir a las víctimas de violencia de género con funcionamiento de 24 horas los siete días de la semana, brindando asistencia psicológica, legal y económica, con profesionales en planta permanente; y equipos interdisciplinarios para monitorear al agresor; y por un subsidio para las víctimas, no menor a $63.000 hasta que la persona violentada pueda alcanzar su autonomía económica.

 

También te puede interesar:

El lunes 26 a las 16:30 hs concentramos en la casa de Entre Ríos para exigir ¡justicia por Vicky!
Desde Prensa Obrera dialogamos con una de sus hijas, Silvina, a pocos días de que comience el juicio contra el femicida de Irma.
Respuesta a un artículo publicado en Página 12.
Hablemos de derechos sexuales y reproductivos.