08/07/2020

Medicina UBA: contenidos misóginos y violencia en planes de estudio

A una zona del cerebro femenino la denominan "centro de coordinación de zapatos y carteras".

La semana pasada, en la Facultad de Medicina de la UBA se difundió una filmina del material de estudio de Patología II, en donde se compara el cerebro masculino con el femenino y se indican partes de cada uno, como por ejemplo “centro de coordinación de zapatos y carteras” en el femenino o “glándula de malas excusas” en el masculino. Una burda reproducción de los estereotipos de género de los que se vale el régimen para regimentar a la sociedad descargando la violencia sobre las mujeres y las diversidades. Vale aclarar que el  departamento de esta materia está a cargo del decano de la facultad, Ricardo Gelpi.

Esto causó un enorme revuelo entre los estudiantes, que ya están acostumbrados a enfrentarse con situaciones como esta dentro de la facultad. Los mismos salieron a repudiar el material manifestándose tanto en redes sociales como por mail, lo que generó que la cátedra tenga que borrar las filminas. Hay que destacar también que fueron los docentes, una vez más, los que hicieron eco del reclamo estudiantil y dieron la pelea al interior de la cátedra para que finalmente se eliminen estas filminas del material de estudio.

Pero si analizamos la situación de fondo, podemos ver que este no es un hecho aislado, sino que forma parte de la orientación que tiene las autoridades de la facultad, que hoy en día dirigen la gran mayoría de las cátedras de fmed, y que son las principales reproductoras de la violencia de género y de los discursos oscurantistas al interior de nuestra casa de estudio. Sin ir más lejos, podemos mencionar el ejemplo del Secretario Académico, Reyes Tosso, que durante el debate sobre la legalización del aborto en el congreso, comparó la ILE con la desaparición forzada de personas. Por otro lado, vale destacar que estas son las mismas autoridades que año tras año votan presupuestos de miseria para las facultades, y luego hacen alarde de protocolos de violencia completamente vaciados

Motivos para incitar a la lucha del movimiento de mujeres y disidencias sobran. Sin embargo, ninguna de las agrupaciones que responden a las autoridades de la facultad o al gobierno nacional denuncia esta situación. En cambio, prefieren lavarles la cara levantando el curso de capacitación obligatoria en género y violencia de género que lanzó la UBA.

En este contexto, debemos poner en pie en todos nuestros lugares de estudio, la organización del movimiento de mujeres y disidencias, independiente del gobierno y las autoridades, que luche por la aplicación de la ESI laica y científica en todos los niveles educativos, incluyendo el universitario y por un presupuesto acorde a las necesidades de lxs estudiantes, docentes y no docentes.

En esta nota

También te puede interesar: