Esta nota lleva como título el nombre de una compañera del Polo de Parque Patricios. Pero también se podría haber llamado Sonia, o Mercedes, o Rosa, o… Estas compañeras integran el Cuerpo de Delegados del Polo de Patricios, alguna como responsable del comedor, otra del roperito, otra de finanzas, etc. Ermelinda es una mujer joven, con varios hijos, desocupada -Hugo, su marido, que es electricista, también está desocupado. Ella está todos los días en el local, a cargo del comedor, pero no sólo repartiendo los platos de comida. Pasa un alimento más importante: la Prensa Obrera. Sonia y Rosa se encargan de las suscripciones en la Asamblea de los martes, Mercedes hace lo propio en el roperito, otros compañeros lo hacen en las cooperativas. Son compañeras que integran esa vanguardia piquetera que se está formando con el Partido, que ha hecho los precírculos y los cursos, en algunos casos dos veces “…porque quiero entender bien a fondo las cosas”, dicen.


Son las compañeras que no faltan a ninguna marcha y ya tienen más de una represión encima. Y que ahora, como militantes del Partido Obrero, han asumido con todo la tarea de colocación de la prensa. En dos semanas, más de 40 suscripciones nuevas, algunas de ellas por un año. En todas las asambleas, se suscriben compañeros nuevos y el tema de la prensa está siempre presente. En los repartos de mercadería se vende masivamente. También hemos timbreado con éxito. Nuestro objetivo inmediato es llegar a las 100 prensas semanales. Y estamos discutiendo cómo todos los compañeros del Polo no sólo reciben la prensa, sino además se convierten en difusores de la misma.

En esta nota

También te puede interesar:

El martes 25 de agosto vio la luz Workersletter, el resumen de noticias diario de los trabajadores
La Iglesia sigue actuando para proteger al abusador Raúl Sidders.
Más descomposición de Altamira (ahora sobre el archivo de PrensaObrera.com).
En vivo por las cuentas de Instagram @prensaobrera y @radiovillafrancia