06/01/2011 | 1162

«Feria judicial», no para el Partido Obrero

El año 2010 ha cerrado con nuevas amenazas de proscripción política. Una resolución de la Cámara Nacional Electoral ha establecido que las apelaciones a la Corte de los fallos que emite sobre la caducidad de la personerías no tengan «efecto suspensivo», es decir que los convierte, de hecho, en irrevocables. Por otra parte, la Corte acaba de avalar la caducidad de la personería de Izquierda Socialista en La Rioja. Varios medios periodísticos dejaron trascender el «fastidio oficial» por la determinación de los «partidos chicos» de apelar los fallos proscriptivos. La decisión de la Cámara responde, por entero, a esa exigencia del gobierno. La reforma política apunta a limpiar el registro electoral de partidos.

La feria judicial de enero dará una ‘tregua’ a la andanada proscriptiva, pero nos plantea redoblar los esfuerzos. Los distritos más grandes, Santa Fe y Capital, están en la recta final de sus afiliaciones y obtención de avales. Un poco más atrás se encuentran Córdoba y Jujuy. En enero, el esfuerzo del Partido se concentrará especialmente en Neuquén y en Chaco. Una vez concluida la feria judicial, todas las fichas y adhesiones necesarias deberán estar listas para la presentación.

La campaña también se redobla en Buenos Aires, donde estamos reuniendo pre-avales para la posterior ratificación de las candidaturas provinciales.

En todos lados estamos asistiendo a una gran disposición de la población a adherir a la legalidad del PO. Contra esta tendencia, nada podrán hacer el oficialismo o los agentes políticos o judiciales de la clase capitalista.

En esta nota