07/12/2011 | 1206

20 de diciembre a Plaza de Mayo

A diez años de la gran rebelión popular

El 1 próximo 20 de diciembre se cumplirán diez años de la rebelión popular, en la que la clase obrera piquetera y la clase media de las grandes ciudades se levantaron contra el despojo de sus salarios, ahorros y puestos de trabajo.

Los que en esos días apaleaban a los asambleístas de Río Gallegos se encalcaron, después, de la ‘reconstrucción de la burguesía nacional’ de la mano de Duhalde.

Bajo ese paraguas, aún pagan la deuda usuraria -que sigue creciendo- con el dinero de la Anses y enormes privilegios para los acreedores (bono FBI o que se gustan a tasas de interés fenomenales).

En la otra vereda, loe salarios «nacionales y populares» son hoy de 3.300 pesos promedio (la mitad del costo de la canasta familiar), mientras una especulación inmobiliaria imparable agrava la crisis habitacional de las mayorías.

El «modelo», con la burocracia sindical y sus patotas, se cobró las vidas, ayer de Kosteki y Santillán; hoy de Mariano Ferreyra y de miles de víctimas del gatillo fácil, la represión a tobas o en el Indoamericano, así como también miles de luchadores procesados.

Al aniversario número diez del Argentinazo lo vamos a celebrar en medio de otra gran confiscación social: el tarifazo.

Después de haber vaciado a la Anses, al Banco Central o al presupuesto para rescatar a banqueros y privatizadores, el kirchnerismo nos devuelve al punto inicial de esta década: a las puertas de otra bancarrota nacional.

En este 20 de diciembre vamos a movilizarnos con planteos muy claros: abajo el tarifazo y el impuestazo; que se abran los libros de los monopolios privatizadores; renacionalizar el gas, la luz y el petróleo, bajo control de los trabajadores; paritarias libres y electas en asambleas; ajuste automático de salarios de acuerdo con el aumento de la canasta familiar; por el desprocesamiento de los luchadores y el juicio y castigo a los Pedraza y a todas las patotas.

Recibimos, luchando, el décimo aniversario de aquella gigantesca lucha.

En esta lucha se inscribe el Frente de Izquierda, con el que el 20 de diciembre estaremos en las calles para defender todos los reclamos populares amenazados por el ajuste oficial y avanzar en la tarea inconclusa que dejó el Argentinazo: la puesta en pie de una alternativa política de la clase obrera y los explotados.

También te puede interesar:

La gente intercambia productos a cambio de comida, una muestra devastadora del derrumbe social.
El comienzo de la crisis terminal de la centroizquierda argentina. Escribe Néstor Pitrola.
Editorial. Escribe Néstor Pitrola.
El responsable del crimen había sido preseleccionado para el puesto en Arroyo Seco, Santa Fe
En Arroyo Seco, Santa Fe. Amplio repudio de organismos de Derechos Humanos.
Necrológica de un ajustador y represor que gobernó apoyado en el progresismo argentino