16/08/2007 | 1005

Binner y Bielsa defienden a las sojeras y aceiteras

Elecciones en Santa Fe

En las elecciones del 2 de septiembre Binner y el PJ se están disputando, esencialmente, la confianza de las sojeras y agroexportadoras. Uno y otro saben que, en gran medida, tienen condicionadas sus campañas por el “voto” de las grandes patronales. Por eso los medios de comunicación se pliegan a la polarización entre uno y otro.


El kirchnerista Rafael Bielsa, además de llevar como compañero de fórmula a Carlos Galván, presidente de la Unión Industrial santafesina, llama a seguir con los subsidios a los capitalistas, duplicar las exportaciones en seis años y realizar las obras de infraestructura (viales y portuarias) necesarias para abaratar los costos del traslado de los granos. Plantea, además, orientar la educación hacia la producción, es decir, a resolver las necesidades que tienen las patronales de mano de obra calificada y barata.


Hermes Binner –a la cabeza del frente del PS, la UCR, el ARI y el PC– denuncia que el PJ “ya no puede constituir un gobierno previsible”. Los capitalistas siempre reclaman “gobiernos previsibles”…


"Previsibilidad" es que no haya cortes de ruta o de luz. “El desarrollo y la seguridad física y jurídica -dice el socialista- son la mejor promoción para la radicación de inversiones”.


El programa “socialista” plantea la municipalización y regionalizar todos los servicios posibles, desde el agua y la seguridad hasta la educación y la salud. Para ello promueve los “Consejos Económicos y Sociales con representación pública y privada”, o sea que los pulpos capitalistas dominen políticamente las débiles estructuras municipales.


En la misma línea, plantea la eliminación de las retenciones (impuesto a la exportación), un reclamo histórico de la oligarquía ganadera y de las agroexportadoras.


El “progresismo” quiere que la Constitución provincial prohíba los impuestos a los exportadores. Tiene un precedente: Uruguay, donde el "socialista" Frente Amplio cumple a rajatabla con la disposición.


Binner y Bielsa defienden los mismos intereses. Por eso, la compañera de fórmula de Binner, la ex fiscal Tessio, le propuso al PJ “un pacto de gobernabilidad”, señalando que “no tienen diferencias de fondo, sino solamente de formas”.


Negreros


Binner y Bielsa comparten la misma política de negreo laboral, de precarización y congelamiento salarial. Es lo que viene ocurriendo en la Provincia con Obeid y en Rosario con el intendente socialista Lifschitz.


La ministra de salud provincial y Lifschitz se unieron para amenazar con descuentos y despidos de contratados frente a los paros de los trabajadores de la salud municipal y provincial. Los trabajadores reclaman un salario igual a la canasta familiar y el pase a planta de todos los contratados.


Una alternativa obrera y socialista


La política de la centroizquierda y la ex-izquierda es criminal. El partido comunista se disolvió en este frente de la gran patronal. La CTA provincial, de Rosario y Villa Constitución, están actuando a favor de este frente binnerista. El MIC le da un apoyo vergonzante.


Es necesaria una alternativa de los trabajadores. Las listas del Partido Obrero, su programa y su campaña electoral, están en función de esta tarea estratégica.