09/09/2020

Córdoba: suben un 35% los adicionales de la policía

Salarios de educación y salud congelados, y aumentan los ingresos de las fuerzas tras el crimen de Blas Correas.

El gobierno de la provincia de Córdoba dispuso un aumento en los adiciones de las fuerzas de seguridad de un 35 %. Se otorga un incremento mientras se mantienen paritarias congeladas para el conjunto de trabajadores estatales, incluso el conjunto de esenciales profesionales de la salud.

Incluso el incremento entra en contradicción con la orientación que el gobierno tiene para fijar los ingresos policiales. Según el ministro de Seguridad Adolfo Mosquera, la Policía “tiene una escala salarial que está acompasada al resto de la administración pública provincial”. Pero a la luz de los hechos es claro que no es como dice el gobierno provincial.

En La Nueva Mañana, el ministro de seguridad declaró “el salario inicial de un personal policial con cuatro años de antigüedad en la fuerza que reviste el rango de agente está en el orden de los 55.800 pesos de bolsillo y sin contar adicionales». Muy por encima de lo que cobra una maestra, que en la misma antigüedad alcanza a cobrar $35000. Lo que cobra un agente que recién ingresa supera con creces el básico docente de $ 11.200.

De acuerdo a La Voz de Interior “en Córdoba, son 25.203 los empleados del régimen policial. El sueldo bruto promedio fue 61.069 pesos en junio, según los datos de la Caja de Jubilaciones de la provincia”. Las cifras están arriba de lo que gana una médica residente que llega a obtener $35.000 con largas horas de guardia, y sin paritarias durante años. Ni hablar de lo que percibe una enfermera, o una trabajadora de limpieza.

Además, el gobierno del PJ les pagará a los policías $20 mil en 4 meses. En su justificación del aumento desde el Panal se afirma “así como los trabajadores de la salud, en el marco de la pandemia de coronavirus están recibiendo del gobierno nacional un adicional de 5.000 pesos mensuales por cuatro meses, la Provincia hará lo propio con los agentes de seguridad que están involucrados en la misma”.

El incremento representa un nuevo respaldo a las fuerzas de (in)seguridad de la provincia que tiene un cuestionamiento social tras el crimen de Blas Correas. También se han dado a conocer sucesivos delitos como el robo de bicicletas, autos, y la continuidad de casos de gatillo fácil.

Es claro que la suba de los adicionales es una medida para consolidar el vínculo con el aparato policial. Schiaretti quiere evitar un efecto contagio de las protestas de policiales en la provincia de Buenos Aires.

Las cifras de lo que gana un policía, maestras y enfermeras dan cuenta de la prioridad que tiene el gobierno del PJ. Esto también se ve reflejado en los presupuestos púbicos, sucede que mientras las fuerzas de (in)seguridad tienen cada vez más recursos, los fondos para educación y salud van a la baja año tras año.

La jornada convocada por el plenario del sindicalismo combativo para el próximo 17 de septiembre será una instancia de lucha por la apertura de las paritarias, y por el conjunto de reclamos pendientes.

En esta nota

También te puede interesar:

Intentan imponer por la fuerza, una paritaria de hambre.
Toma fuerza el paro del 10 de noviembre en los hospitales por salario, personal y condiciones de trabajo.
Es necesario que se haga sentir el reclamo de todos los hospitales.
Un pronunciamiento contra la represión y por el derecho a la tierra y la vivienda.