25/04/2013 | 1265

El primero, a la Plaza

Con el Frente de Izquierda
En el Frente de Izquierda y de los Trabajadores

El día internacional de los trabajadores será una jornada de lucha y de movilización política.


Porque los salarios de las dos terceras partes de los trabajadores no cubre la canasta familiar.


Porque el impuesto al salario castiga ya a más de dos millones de trabajadores.


Porque la desorganización económica golpea a la clase obrera con suspensiones, recortes de horas extras, mayor flexibilización y precarización laboral.


Las burocracias sindicales están metidas a fondo en el cepo del gobierno y las patronales contra las paritarias.


Esto también vale para Moyano y Micheli, que dedican sus mayores esfuerzos a los armados políticos con Macri, en un caso, y con Binner en el otro.


A pesar de ello, la clase obrera delibera y lucha por sus reclamos.


Las oposiciones clasistas y antiburocráticas los encabezan.


Este 1º transcurrirá cuando todavía están presentes las secuelas de las inundaciones.


Quedó de manifiesto el vaciamiento de los recursos para vivienda y otras obras esenciales. Los mismos que se destinan a la deuda usuraria y a sostener a los privatizadores. O engordar a Báez, Cristóbal López y la camarilla oficial.


Pero la indefensión del pueblo frente al desastre corrió por igual donde gobiernan Macri, los socios de Massa en La Plata o de Binner en Santa Fe.


La crisis nacional, por lo tanto, envuelve por igual a oficialistas y a opositores tradicionales. Unos y otros delatan su intención de endosarle la crisis a los que viven de su trabajo.


En oposición a ellos, plantearemos en la Plaza una alternativa política.


Para colocar en primera fila la lucha por un salario igual a la canasta familiar, hoy en 8.000 pesos; por la anulación del impuesto al salario y por un plan de lucha de las centrales obreras para imponer esos reclamos.


Para luchar por la expulsión de la burocracia sindical y por la independencia de los sindicatos frente al Estado y a los capitalistas.


Para continuar la lucha por condenar a perpetua a Pedraza y avanzar en las complicidades de empresarios y funcionarios en el crimen de Mariano Ferreyra.


Para terminar con la carestía infernal, mediante la apertura de los libros de los monopolios alimentarios e industriales, y el control obrero sobre sus costos y precios.


Para denunciar la devaluación de la moneda (y del salario) a la que nos conducen oficialistas y opositores.


Y luchar por una reorganización económica a costa de los capitalistas, mediante la nacionalización de la banca, el comercio exterior, el petróleo y las privatizadas.


En este 1º de Mayo, el Frente de Izquierda reivindicará la lucha y la unidad de la clase obrera mundial contra la crisis capitalista, y por su organización socialista y revolucionaria.