13/12/2007 | 1021

¡Ganamos la Junta Vecinal contra Ibarra y Schocklender!

Derrota de la burocracia villera en Villa Soldati

Hace pocos meses, el Polo Obrero de la Capital decidió en su Congreso de Vivienda impulsar la participación en las elecciones de Juntas Vecinales en las distintas villas de la ciudad. Pretendemos recuperar las organizaciones barriales para la defensa de las reivindicaciones de los vecinos. Después de la experiencia en Villa 20, donde la burocracia logró ganar por poco, en Los Piletones triunfó la lista Verde, en la cual participó el Polo Obrero.


La Verde se impuso a dos enemigos poderosos. Por un lado, la ex-presidenta del barrio, Mónica Ruejas (Lista Blanca), representante de la burocracia villera “histórica” de Ibarra, Filmus y la Fedevillas. Por el otro lado, los que pretendían transformarse en los nuevos “dueños” del barrio: la Fundación Madres de Plaza de Mayo, la banda patronal de Shocklender, que usufructúa sus banderas para llevar adelante sus operaciones empresariales. La lista de Shocklender estaba encabezada por Miguel Ozuna, un ex policía bonaerense, “sobre el que pesan distintos procesos penales, uno de ellos por violación” (Prensa de Frente, 5/12). La derrota de Schocklender traduce la enorme desconfianza del barrio hacia el “emprendimiento habitacional” de Madres, que está contiguo al barrio y que emplea a muchos de sus vecinos. La lista de Shocklender extorsionó al barrio con la interrupción de la obra. Apretaron a vecinos que trabajan en la obra para que voten a su lista, y despidieron a candidatos opositores. También apelaron a la demagogia, al reparto de colchones, mercadería y la compra de votos.


El Polo Obrero juntó casi 400 firmas para garantizar los 150 avales necesarios y conseguimos los 25 candidatos requeridos. La oficialización de listas trazó una línea divisoria entre aquellos que expresaban una historia común en la lucha por las reivindicaciones del barrio, por un lado, y los agentes del Estado, la extorsión policial y el paco, por el otro. Se arribó, así, a un compromiso para presentar una lista común (La Verde) encabezada por Marcial Ríos (de la FTV), seguido por Julio Cari en la vicepresidencia (del PO de Soldati) y Leonor M. (Barrios de Pie) como secretaria general, los tres reconocidos dirigentes del barrio, junto a muchos valiosos compañeros y compañeras independientes.


Los resultados fueron: Verde: 539 votos; Violeta, 373; Blanca, 168. En la tarde del domingo, la victoria de la Verde fue masivamente celebrada en todo el barrio.


La lista funcionó en asambleas, y estableció en su programa la lucha por una solución definitiva para los problemas de la urbanización del barrio (servicios, viviendas), por imponer el control de los vecinos sobre la ayuda social y sobre la adjudicación de las viviendas de “Madres”; también planteó desarrollar un censo exhaustivo del barrio, y poner en pie un Cuerpo de Delegados elegidos y revocables por los vecinos de cada manzana.

También te puede interesar:

Mientras se anuncia los beneficios para empresarios en la Zona Franca, se desarrollan causas penales a quienes luchan por trabajo genuino.
No al desalojo, basta de amedrentamiento y prepotencia policial.
Al hambre y el ajuste los enfrentamos en las calles y con un plan de lucha.
Gran Campaña Financiera en las asambleas porteñas del Polo Obrero.
Convocado por organizaciones piqueteras, sociales, sindicatos y el Encuentro Memoria Verdad y Justicia.