17/05/2001 | 706

Ganemos la calle

Huelga General contra el megacurro, contra la esclavización nacional, por pan, trabajo y vivienda


Fuera De la Rúa-Cavallo, por una Asamblea Constituyente


El derrumbe económico no se puede disimular más. De la Rúa-Cavallo se aprestan a pactar intereses usurarios de más del 15% para toda la deuda externa usuraria.


Pretenden una ley que garantice su cobro a los acreedores, a costa de los salarios, las jubilaciones y las prestaciones de salud y de educación del Estado.


Es lo que ya está ocurriendo con la postergación de los pagos a los jubilados actuales y el retraso con los nuevos.


Consuman la esclavización nacional.


Ganemos la calle contra este megacurro.


Es lo que ya están haciendo los piqueteros de La Matanza y de Berisso; los trabajadores de Aerolíneas, de Luz y Fuerza de Córdoba, del Pami, de Alpargatas, de Gatic; los periodistas y gráficos de Crónica.


Es lo que hacen los desocupados de las barriadas de la ciudad de Buenos Aires y los vecinos que se movilizan para denunciar la complicidad de las comisarías con el delito y el gatillo fácil.


En cada una de estas luchas se juegan causas decisivas para nuestro pueblo.


Hay que defender y llevar a la victoria el corte de la ruta 3.


Defender y llevar a la victoria las luchas en Aerolíneas, Alpargatas y Epec.


Para esto, multipliquemos las protestas y las movilizaciones.


Hagamos asambleas, reuniones, plenarios y piquetes.


De este modo irá naciendo desde abajo la huelga general y la rebelión contra la humillante entrega y el inmundo pisoteo del país.


Hay una salida política. Que se vayan De la Rúa-Cavallo y se convoque una Asamblea Constituyente que asuma la dirección política del país, rompa con el FMI y los usureros, y elabore un plan de reorganización social del país sobre nuevas bases.


Para que haya Pan, Trabajo, Vivienda, Educación y Salud *para todos los trabajadores.

También te puede interesar:

Comenzó el 27 de junio de 1975, en el marco de las "jornadas de junio y julio" contra el tercer gobierno peronista.
Frente al dictamen de la Dirección del Trabajo que habilita a no pagar los sueldos
Arrancó la huelga general contra el ataque a las jubilaciones