01/05/2021

“Hace falta una acción histórica independiente de los trabajadores para enfrentar esta gran crisis”

Intervención de Gabriel Solano en el acto del FITU por el 1o de Mayo.

La intervención de Gabriel Solano en el bloque de cierre del acto de Primero de Mayo del FITU partió de la realidad del propio acto virtual obligado por la pandemia. Su intervención mostró a la propia pandemia y como ha sido su impacto como un resultado del desarrollo capitalista y de la política de sus gobiernos.

“Este 1º de Mayo está condicionado por la pandemia, que es una consecuencia directa de la descomposición capitalista a nivel mundial que lleva a la destrucción de la naturaleza, una forma de la barbarie capitalista, y que ha llevado por lo tanto al surgimiento de este tipo de pandemias, de hambrunas y de crisis. En la actualidad estamos viendo que hay millones de muertos y centenares de millones de contagiados. Y frente a esta realidad tan lacerante el capitalismo actúa con sus propios métodos. Concentrando la riqueza en una pequeña minoría y descargando en una mayoría de la población y en las naciones atrasadas esta crisis capitalista”, planteó Solano.

Solano mostró cómo el capitalismo ha desarrollado la producción al punto de que se han generado diversas vacunas muy rápidamente, pero al mismo tiempo esta producción ha sido apropiada por un puñado de países imperialistas que dominan los grandes laboratorios.

Mostró cómo la conjunción de pandemia y crisis capitalista está dando lugar a crisis políticas, choques internacionales y rebeliones populares.

Caracterizó que el gobierno de Biden de Estados Unidos trabaja junto a las fuerzas latinoamericanas “progresistas” del Grupo Puebla para intentar contener la tendencia a la rebelión que actúa en toda la región.

Sobre Argentina, Solano planteó “la pandemia ha agravado todas las contradicciones sociales preexistentes. Tenemos 60% de los pibes bajo el nivel de pobreza, un salario mínimo absolutamente de miseria, jubilaciones de 21 mil pesos, una desocupación creciente. Responsabilizar por esto al coronavirus es inadmisible. Esto es la responsabilidad de los que gobernaron la Argentina las últimas décadas que, sin excepción, agravaron las condiciones de vida del pueblo argentino”.

Marcó la negativa del gobierno a centralizar el sistema de salud para concentrar los recursos para hacer frente a la pandemia e insistió con la campaña del Frente de Izquierda por la intervención del laboratorio de Hugo Sigman en Garín para hacer disponibles rápidamente millones de vacunas AstraZeneca que la población local y regional necesita desesperadamente. “Insistimos que hace falta terminar con la ley de patentes que defiende los privilegios de un puñado de laboratorios”, planteó el dirigente del Partido Obrero.

Mostró en su discurso la coincidencia de la oposición de derecha con el gobierno en toda una agenda de intereses sociales, como lo mostró su votación por la reestructuración de la deuda y su apoyo a un acuerdo con el FMI.

“Hace falta una acción histórica independiente de los trabajadores para enfrentar esta gran crisis que tenemos”, planteó Solano y mostró las luchas en curso como anticipos de esa tendencia, desde la huelga de salud en Neuquén, la lucha de los recolectores del citrus en Tucumán, vitivinícolas de Mendoza, la lucha de los trabajadores de salud en todo el país, los docentes, el movimiento piquetero, el movimiento de mujeres. Marcó a estas luchas como un desafío a la burocracia sindical y a los partidos políticos del régimen.

Llamó a conformar un bloque obrero y socialista desde el FIT en las masas de nuestro país, a partir de la defensa de todas estas luchas en curso, y para eso la convocatoria de un Congreso del FIT que discuta la situación, un programa y un plan de acción.

“Argentina y el mundo enfrentan una crisis colosal de características históricas. Es necesario oponerle a esta bancarrota capitalista el programa de la revolución socialista y el gobierno de los trabajadores”, concluyó su intervención Solano.

En esta nota

También te puede interesar: