20/11/2014 | 1341

Hay que reabrir las paritarias


Los reclamos por un bono de fin de año y contra el impuesto al salario siguen creciendo.


 


Los bancarios y docentes concretaron paros macizos. 


 


El reclamo de los estatales provinciales por el bono se generaliza. 


 


En la UTA, La Fraternidad y Camioneros se debaten medidas de fuerza. 


 


Los petroleros arrancaron una fuerte compensación por los impuestazos al salario, que el gobierno está bloqueando. 


 


Quieren ponerle un cepo a los reclamos salariales en nombre de “preservar los puestos de trabajo”. 


 


¡Pero es la política oficial la que está demoliendo el derecho al trabajo!


 


En lo que va del año, sumaron 270.000 nuevos desocupados, entre los despedidos y los que renunciaron a seguir buscando trabajo. 


 


Las patronales explotan la crisis para empujar salarios y condiciones laborales a la baja. 


 


El Ministerio de Trabajo mira para otro lado. 


 


Pero la inquietud obrera se extiende, a pesar de que la burocracia sindical deja librados los reclamos a su suerte. 


 


Impulsemos asambleas, plenarios y resoluciones de lucha por los $4.000 de bono; por la reapertura de las paritarias; por el ajuste automático del salario con la inflación; $3.000 de aumento de emergencia para jubilados; por la prohibición de despidos y suspensiones y el reparto de las horas de trabajo sin afectar el salario. 


 


Con este programa, paramos y nos movilizamos este jueves 20. 

También te puede interesar:

La lucha por el pase a planta es la base para quebrar la ofensiva flexibilizadora de las patronales bancarias.
Miércoles 31 y jueves 1°, acciones en las rutas de la provincia.
No se modifican las escalas. La actualización será anual y por índice Ripte, no por inflación. No se incorporan las modificaciones de los diputados sindicales.