22/09/2017

Importante jornada de Trabajo Social en Zárate

Nos organizamos frente a la barbarie capitalista


El pasado 19 de septiembre en la ciudad de Zárate se realizó la “I Jornada Distrital de Trabajo Social”; la misma fue organizada por el Colegio de Trabajadores Sociales de la provincia de Buenos Aires distrito Zárate-Campana.


 


El tema central de la Jornada fue: “La Estructura Social Argentina, Condiciones de Empleo y Organización de los/as Trabajadores/as Sociales”, contando con la participación de un total 11 oradores pertenecientes a distintas unidades académicas del país, asociaciones profesionales y sindicatos. La mesa central estuvo integrada por Tamara Seiffer (Candidata a Directora de Carrera de Trabajo Social-UBA por la lista de Izquierda) y Silvia América Mansilla (docente e investigadora de la Universidad Nacional del Comahue).


 


En la segunda mesa se presentaron ponencias sobre los tres lugares tradicionales de inserción profesional de los trabajadores sociales: educación, salud y justicia. Matías Martínez Reina presentó la publicación sobre “Los Equipos Interdisciplinarios Distritales del ámbito educativo de la provincia de Buenos Aires. Análisis de las condiciones de empleo y del ejercicio profesional”. Completaron la mesa Rubén del Muro, trabajador social del ámbito judicial y militante de la Asociación Judicial Bonaerense del distrito Necochea, y Silvia García, trabajadora del ámbito sanitario y dirigente sindical de los municipios de Malvinas Argentinas, San Miguel y San Martín.


 


La tercera mesa estuvo integrada por María José Cano, presidente del Colegio de Trabajadores Sociales de la provincia de Buenos Aires, dirigente de ATE y trabajadora del área de niñez. Por otra parte, expusieron Natalia Castrogiovanni y Gloria Viedma del Consejo Profesional de la Ciudad de Buenos Aires y las trabajadoras sociales del patronato de Liberados Bonaerense Gabriela Trinidad, Julieta Chevallier y Romina Rosa.


 


Debates


 


Desde la apertura del encuentro exigimos la aparición con vida de Santiago Maldonado bajo la consigna “la Gendarmería se lo llevó, con vida se lo llevaron, con vida lo queremos”. El repudio al gobierno ajustador de Macri, que sumergió en la pobreza a más de un millón de personas en su primer año de gestión, estuvo presente.


 


Las jornadas fueron muy significativas para el colectivo profesional, en el que se vive un intenso debate a nivel regional y latinoamericano sobre el nacionalismo burgués. Concretamente, si como profesionales solo debemos ejecutar políticas sociales para  la contención popular, o bien si podemos pensar intervenciones que nos permitan cuestionar el statu quo por medio de la construcción de un trabajador social crítico, en la perspectiva de la superación revolucionaria del orden social.


 


Después de una década  “ganada”, el kirchnerismo dejó un 29% de pobreza demostrando el fracaso de las políticas miserables de asistencia. Sumado a un  90% de Trabajadores Sociales “contratados” por el Estado, sometidos a trabajar en condiciones miserables: pluri empleo, salarios a la baja, contratos basura (monotributo, becas, pasantías) etc. Estas condiciones laborales afectan nuestro intervención profesional “de calidad” en un contexto de profundización y crecimiento desmesurado de la pobreza.


 


Laura Iglesias


 


La descomposición social que provoca la crisis capitalista afecta directamente a los sujetos con los cuales intervenimos y al colectivo profesional en sus condiciones laborales.


 


En distintos momentos de la jornada se hizo referencia a Laura Iglesias; quien en el año 2013 fuera violada y asesinada en el marco de su práctica laboral; tiempo después, la justicia determinó que las precarias condiciones laborales incidieron en el femicidio. Al respecto, las distintas asociaciones profesionales, junto a familiares y compañeros de trabajo, continúan clamando por juicio y castigo a los responsables políticos: la entontes presidente del Patronato de Liberados, el ex ministro de seguridad Raúl Casal y el ex-gobernador Daniel Scioli.


 


El asesinato de Laura desnudó la responsabilidad directa del Estado, lo cual significó el puntapié para la organización de los y las trabajadores y trabajadoras sociales. No solo en nuestro  lugares de trabajo sino que también se logró la recuperación de distintos colegios y consejos profesionales del país por medio de la conformación de una lista combativa e  independiente de los partidos patronales, “La Roja”.


 


Una salida


 


Desde las distintas ponencias se concluyó que la salida de los trabajadores a la crisis es a través de la organización en los sindicatos y asociaciones profesionales con independencia de los gobiernos de turno y los partidos políticos patronales.


 


Para poder llevar adelante una  intervención profesional que nos permita una verdadera transformación estructural de la sociedad,  es necesario reconocernos como parte de la clase trabajadora y dar pelea conjuntamente, de manera independiente de los gobiernos de turno y batallando contra las burocracias sindicales.

En esta nota

También te puede interesar:

Como trabajadores sociales, tenemos la tarea de defender nuestros puesto de trabajo y también las conquistas del movimiento piquetero
La Agrupación de Trabajadores Sociales, del PO+Independientes, estuvo presente en el IV Congreso Nacional de Trabajo Social Crítico realizado en Tandil del 12 al 14 de noviembre