12/08/2004 | 863

Jubilaciones: El aumento, una estafa

El aumento del 10% a los jubilados es una estafa doble. Primero, porque desde la devaluación, la infla­ción oficial trepó el 51%. Segundo, porque la Anses tiene recursos para dar un aumento superior, pero el Go­bierno quiere quedarse con el grueso de esa recaudación para pagarle al FMI. El propio diario oficial reconoce esto: “La recaudación previsional que hoy proyectan en algunos despachos oficiales no sólo cubre ese gasto (de jubilaciones), sino que alcanza para financiar el último aumento, y aún sobraría dinero” (Página 12,10/8).


El gobierno dice que, desde la de­valuación, el haber mínimo subió de 160 a 308 pesos. Un aumento de más del 100%. Pero eso sólo para los que estaban en la mínima. Los que gana­ban entonces 250 pesos ahora cobra­rán 308 pesos, con lo que tendrán un aumento del 23% contra una inflación de más del 50%.


El aumento jubilatorio represen­ta 1.361 millones de pesos anuales. Y de aquí a fin de año, el gobierno va a pagarle al FMI más de 2.000 millo­nes de dólares, o sea, 6.000 millones de pesos. Cuatro veces más. Así, con ese mísero aumento jubilatorio, Kirchner y Lavagna quieren hacer pasar todo ese pago monstruoso al FMI, después de haber pagado 7.000 millones de dólares a los organismos financieros imperialismo.

También te puede interesar:

Pobreza, ajuste y pandemia. Panorama político de la semana.
Respuesta a un artículo publicado en Página 12.
El alza del blue y el contado con liqui muestran que la posibilidad de una corrida sigue latente.
Se trata de una cifra ínfima en comparación a la proyección realizada en el Presupuesto 2021.
La burocracia sindical pacta con Capitanich un nuevo acuerdo ruinoso.
Extranjerización de las exportaciones, inflación y fuga de capitales.