12/05/2021

Kicillof pide a la Legislatura un cheque en blanco para hacer negocios

Los bonaerenses siguen sin vacunas.

El oficialismo tramita en la legislatura un proyecto de ley del que apunta a facultar al ejecutivo bonaerense a comprar vacunas en el mercado. Podría tratarse sobre tablas el próximo jueves en la legislatura, con el concurso de Cambiemos.

El proyecto que Kicillof envió a la legislatura, para facultar a su ejecutivo a negociar y comprar vacunas contra el Covid-19 consiste en el pedido de un nuevo cheque en blanco, sin  dar garantía alguna de que esta vez efectivamente lleguen las vacunas a la población bonaerense. Bajo las narices de Kicillof, un socio del gobierno como Hugo Sigman ha producido millones de vacunas en el territorio de la provincia que han sido sacadas del país. No sabemos que nuevos negociados pretenden suscribir con el aval de la Legislatura. Es indisimulable el fracaso del Frente de Todos en el manejo de la pandemia y, fundamentalmente, del plan de vacunación, que va a paso de tortuga. Sobre 17 millones de bonaerenses, al día de hoy apenas se superan los 3 millones de vacunados, de los cuales solo 390 mil cuentan con las dos dosis. La política de ajuste fiscal y el tratamiento de privilegio para los laboratorios privados se chocan de lleno contra la compra de vacunas y la posibilidad de una verdadera vacunación masiva.

Cambiemos hace demagogia pero estaría garantizando los votos para su aprobación. No tienen un plan alternativo al del FDT porque parten del mismo respeto sagrado por las ganancias de los laboratorios. Son parte del fracaso de todo el régimen político argentino.

Desde el Partido Obrero y el Frente de Izquierda planteamos en primer lugar la intervención del laboratorio mAbxience, de Hugo Sigman ubicado en Garín, donde ya se produjeron 60 millones de dosis. Además defendemos la intervención de todos los laboratorios instalados en el país que cuenten con la tecnología suficiente para fabricar las vacunas. Reclamamos la liberación inmediata de las patentes para su producción integral y masiva en el país, así como la triplicación del presupuesto destinado a salud. Por último, cualquier plan de vacunación, para que sea verdaderamente exitoso y no puro humo, debe estar controlado y dirigido por trabajadores profesionales de la salud y especialistas, de otra manera hemos visto reiteradamente como la población queda expuesta a la arbitrariedad, la corrupción y el favoritismo de los funcionarios de Estado.

   

También te puede interesar:

La monopolización detrás de los acuerdos leoninos y los insumos claves.
Vamos todos el próximo jueves al Ministerio de Trabajo.
Un “guiño” al imperialismo yanqui en aras de la renegociación con el FMI.
Era servicio de inteligencia y se infiltraba en distintas movilizaciones y piquetes. Una política de espionaje y represión inherente al Estado.
El lamentable paso del secretario general del Suteba por el programa “Fuego Amigo”, de Canal 9.