19/06/1997 | 544

La UCR fomenta el ‘trueque’

Hay 40.000 personas que intercambian mercaderías en la Red Global del Trueque, recreando “una vieja imagen del pasado, la de las ferias” (Clarín, 11/5). Uno de los feriantes cuenta que acumula por mes unos 500 “créditos” (un crédito equivale a un peso), los que “sumados a su sueldo de maestro —que es de 350 pesos—, le permiten cerrar las cuentas domésticas” (ídem). Otra dice que el “trueque fue la única manera que encontró para estirar los 300 pesos mensuales que cobra como pensionada” (ídem).


Esto es una muestra desesperante de la miseria: hay un sector de la población que está obligada a ‘vivir’ sin plata.


La Secretaría de Promoción Social de la MCBA considera, por el contrario, que este tipo de situación debe fomentarse. Auspició la “Primera Jornada de Trueque Multirrecíproco” que se realizó semanas atrás. Se pretende, incluso, vender el cuento de que se trata de fomentar la “solidaridad”, el “reencuentro con el otro”, el “renacimiento de redes sociales” y cualquier otro tipo de engaños con “sonido académico”.


Este hecho es también una muestra desesperante: la UCR, a cargo del gobierno de la ciudad, es incapaz de ofrecer nada más que miseria, e incluso fomentarla.


La secretaría en cuestión debería, por ejemplo, organizar comedores gratuitos en cada barrio: daría trabajo y comida.


La causa de este ‘desatino’ no es la ignorancia, sino el interés de la clase social a la que sirven. Cualquier día de estos escucharemos que para resolver el problema de la vivienda hay que volver a las cavernas (porque la construcción de vivienda popular no es rentable para los capitalistas del ramo), porque se trata de fomentar el ‘contacto con la naturaleza, necesario para la formación de la conciencia ecológica’ … bla, bla, bla…

En esta nota

ucr

También te puede interesar:

Entre aprietes y amenazas, la política punteril se hace carne en las palabras de la diputada de “Salvemos las 2 vidas”.
Una “renovación” de la mano de Nosiglia, Angelici y Posse.
Se trata del comisario mayor retirado Carlos Borsato, un antiderechos.
Sobre las declaraciones fascistoides de Patricia de Ferrari y la reacción del oficialismo.
Rechacemos la norma hecha a medida del gobierno del Frente Renovador.