05/10/2021

Ley de Etiquetado Frontal de Alimentos: se levantó la sesión en Diputados

El lobby de la industria alimenticia domina la agenda parlamentaria.

En el día de la fecha estaba pautada la primera sesión presencial en la Cámara de Diputados. La misma se levantó por falta de quórum (había presentes 122 diputados de 129 necesarios) puesto que el Interbloque de Juntos por el Cambio y los diputados cordobeses que responden a Schiaretti no bajaron al recinto, argumentando que el temario no había sido consensuado con la oposición. Hoy debía tratarse, entre otros proyectos, la ley de Etiquetado Frontal de Alimentos, la cual está al borde de perder estado parlamentario luego de obtener media sanción en el Senado. En las puertas del Congreso, yacía una concentración de activistas reclamando su inmediata aprobación.

 

El posible naufragio de dicha iniciativa está directamente relacionado con la presión que viene ejerciendo la industria alimenticia en contra de su aprobación. Sucede que el proyecto propone que en el empaquetado de aquellos alimentos con altas cantidades de azúcar, sodio, grasas saturadas y grasas trans luzca una etiqueta negra en el frente alertando a los consumidores sobre su contenido nutricional. En ese sentido, los capitalistas del rubro buscan evitar que prospere ya que una medida de este tipo podría desalentar la compra de alimentos no saludables, afectando las ganancias de las empresas que los fabrican.

 

El lobby capitalista de las alimenticias sobrevoló la Cámara Baja y fue el motivo por el cual la oposición patronal se negó a sentarse en sus bancas y habilitar la sesión. No obstante, mientras el Frente de Todos responsabiliza a la derecha por intentar frustrar una ley de carácter progresivo, omite que el recientemente ungido como Jefe de Gabinete, Juan Manzur, es un ferviente detractor del Etiquetado Frontal ya que oficia como abanderado de los intereses patronales que recorren los ingenios tucumanos. Asimismo, es llamativo cómo el oficialismo logró reunir quórum para tratar todas las leyes que quiso en el pasado y en este caso no lo obtuvo.

Como vemos, los partidos a ambos lados de la grieta son permeables a los reclamos de las corporaciones. A su vez, es preciso señalar que también son los culpables de que el pueblo trabajador tenga cada vez menos acceso a una alimentación sana, a causa del empobrecimiento creciente y la inflación desmedida en el terreno de los alimentos.

#LeyDeEtiquetadoYa

 

 

       

También te puede interesar:

Un diciembre caliente que demuestra el fracaso del gobierno para contener la inflación.
El gobierno busca ocultar su propia responsabilidad en la escalada inflacionaria.
Fruto de los topes salariales y el alza inflacionaria.
En tanto que la línea de indigencia fue de 30.935 pesos, según el Indec.
A un mes de su aplicación se evidencia como una medida inocua para contener la inflación.