08/05/2014 | 1313

Los vecinos «sin tierra» y los reclamos populares

LA BANCADA DEL PO EN EL NORTE SALTEÑO


En Tartagal -municipio cuyo intendente es urtubeísta-cristinista y en donde un grueso de la gente votó en contra de su gestión (de 11 ediles, el oficialismo sólo conservó dos)-, la bancada del PO llegó al Concejo Deliberante con un objetivo muy claro: ser el vocero de las causas populares.

El problema de las tierras

Cientos de familias sufren la falta de tierras y viviendas. Según el Ejecutivo, no hay tierras fiscales. Todas estarían bajo la especulación inmobiliaria y al servicio de terratenientes poroteros, sojeros y de las petroleras.

Treinta familias lograron arrancarle al Ejecutivo el compromiso de que se les entregaría un lote por familia. Llegaron a esta promesa tras haber sido desalojados de asentamientos y de haber acampado en las puertas del municipio. También por la presión de nuestra bancada. Al presentarse en la fecha prevista, sin embargo, los compañeros «sin tierra» recibieron como respuesta una dilación interminable, por lo que resolvieron acampar nuevamente en las puertas del municipio. Funcionarios de segunda línea salieron a acusarlos de «vendedores de tierra», «desestabilizadores» y apelaron a la clásica consigna de los gobiernos patronales: «es una movida política del PO».

Con la presencia de los vecinos, presentamos al Concejo un proyecto de resolución que exigía al intendente el cumplimiento del acta de compromiso. Los representantes de estas familias se expresaron en el Concejo y pidieron la aprobación de dicho proyecto, pero fue rechazado por la votación del presidente del Concejo, aunque debieron prometer que solucionarían el problema.
La nueva acta dice que en 60 días les entregarán los lotes y los voceros anunciaron que, de no recibir nada, volverán a acampar. Nos hicieron partícipes de esta pequeña gran victoria y lo hicieron público.

Nuestro desarrollo

Este hecho hace visible el desafío necesario de organizarnos: la juventud va en esa dirección, impulsando la lucha por el boleto y la formación de los centros de estudiantes, al igual que nuestra participación en la docencia, en la que intervenimos y a la que le entregamos un pronunciamiento del Concejo en apoyo a su enorme lucha.

Debemos profundizar la organización de los precarizados que sostienen los servicios del municipio y de los vecinos en general para imponer la agenda de los trabajadores, poner fin al trabajo en negro, fijar una tasa del 6 por ciento a las petroleras y el 40 por ciento de las tierras urbanas para viviendas populares. Las familias «sin tierra» y los trabajadores de la educación marcan el camino.


Walter Acevedo,
concejal del PO de Tartagal

También te puede interesar:

Editorial. Escribe Néstor Pitrola. Impulsemos la intervención de la clase obrera.
Nos hemos valido de ellos para mostrar la vigencia del Programa de Transición y la IV Internacional.
Intervención de nuestro compañero Néstor Pitrola en el acto del Partido Obrero por el 80 aniversario del asesinato de León Trotsky.
Un laboratorio político y sindical para enfrentar el ajuste y la represión.