23/04/2015 | 1360

MENDOZA La CTA, la CGT y las elecciones


Las elecciones de las Paso establecieron una suerte de interna sindical.


 


La burocracia de la CGT, con la UOM de Caló incluida, fue la columna vertebral de la lista de Matías Roby en la interna del FpV. No sólo pusieron el candidato a vicegobernador, también poblaron sus listas y fueron la mano de obra de la publicidad electoral.


 


Roby saltó a la fama, como ministro de Salud del gobernador, Francisco Pérez, por responsabilizar a los enfermeros y trabajadores de la salud de la catastrófica situación. Intentó avanzar en la privatización de sectores enteros y de cambiar las remuneraciones, estableciendo el criterio de productividad para los profesionales.


 


Por eso, no llama la atención que los gerentes de las patronales que usurpan las organizaciones obreras y la CGT hayan sido su base.


 


Por el contrario, Raquel Blas, Víctor Hugo Dagfal y otros delegados y dirigentes sindicales de lucha de la provincia apoyaron abiertamente al Frente de Izquierda, porque expresa los reclamos y necesidades del movimiento obrero.


 


La «interna sindical» la ganaron los luchadores: el Frente de Izquierda sacó el 7% y es su piso. Roby sacó el 4% y se hunde con el FpV.