17/03/2011 | 1168

Mendoza: la rebelión de los artistas anticipa nuevas luchas

Una "vendimia" de protestas

El gobierno de Jaque tuvo su debut nombrando un gabinete ultra-reaccionario. Su Ministerio de Seguridad fue dejado en manos de un equipo de ex funcionarios de la dictadura. Desde ese momento, se confirmó que el desarrollo de la gobernación de este nuevo «equipo de los mendocinos» sólo era viable descargando sobre los trabajadores y el pueblo de Mendoza una serie interminable de ataques.

Si este plan nefasto no pudo desarrollarse plenamente, fue por las luchas que pusieron límites a cada intento del gobierno por avanzar sobre los derechos de los trabajadores.En esa escalada, el gobierno contó en su haber con las odiadas «burocracias sindicales», el CEC, la Uocra, Petroleros Privados y el Sindicato Empacadores de Frutas Frescas y Verduras entre los privados y el Sute entre los estatales, que no dudaron en darle apoyo incondicional. Así es cómo este gobierno llega a sus últimos meses y trata de remontar subiéndose al carro de «Cristina 2011». En ese contexto, intentaron utilizar la temporada turística para desplegar su campaña. Mientras se acercaba la Fiesta de la Vendimia, aumentaban las expectativas dentro de un gobierno que tiene a casi todos sus ministros largados a la campaña electoral como precandidatos. La forma escandalosa en que la conducción del Sute acordó con el gobierno la paritaria salarial 2011, garantizando la paz social, y la llegada de Cristina K a la fiesta, sería un empujón más en el operativo clamor de la gestión Jaque. Pero la movilización contra la minería contaminante, durante el carrusel vendimial superó todas las expectativas. Y dejó en ridículo a las raquíticas columnas de los «movimientos sociales K», que se movilizaron para ser escudo de Cristina. Hay que agregar que estos aplaudidores, que se autoproclaman nacionales y populares, sólo han sido una triste comparsa del gobierno derechista del PJ provincial. En el marco de esa gran movilización, los artistas vendimiales resolvieron en asamblea enfrentar los ataques del gobierno, y salir a la lucha.

Hasta el momento, el antecedente con mayor difusión de la nefasta política de asociar el turismo y la cultura había sido el subsidio de miles de pesos para el recital de los Cadillacs. Pero durante esta temporada, los trabajadores de la cultura fueron agraviados de todas las formas posibles. La desorganización alcanzó a los músicos que estaban contratados para la realización de la previa. Momentos antes de salir al escenario, se les sugirió que suspendieran su participación, argumentando que ya no disponían de tiempo suficiente para realizar su show. A esto debemos sumar un micro sin frenos que bajó a los artistas desde el Cerro de la Gloria, un escenario en pésimas condiciones, y la promesa incumplida de las entradas para los artistas.

Ante toda esta suma de provocaciones, que ahora amenaza con descuentos a los trabajadores y listas negras, tenemos que reunir la mayor solidaridad para que triunfen todos los que luchan. Cuando los artistas populares se rebelan contra un orden establecido anuncian un período de grandes luchas populares que deben triunfar.

En esta nota

También te puede interesar:

Se realizó este martes 27 una movilización en solidaridad con las víctimas.
Desde las asambleas se prepara un gran acampe como próxima medida.
Se realizó este sábado 24. Los trabajadores denuncian que cobran sueldos de miseria de $8.400.
Vamos por salarios y condiciones de trabajo dignas a los obreros rurales